Cómo alargar la vida de las flores: 5 tips para estirar su belleza en el florero

A todos nos gusta que las flores que elegimos para decorar nuestra casa duren el mayor tiempo posible. De hecho, es una pregunta frecuente en Internet, y el abanico de consejos va desde aspirinas trituradas hasta dejarlas en la heladera durante toda la noche. Para facilitarte las cosas, compartimos los métodos más efectivos que recomiendan los expertos para hacer que tus flores se vean lindas y saludables por más tiempo.

1) Cortar los tallos

Lo primero que hay que hacer es cortarles los tallos con tijeras afiladas o un cuchillo y sacarles alrededor de dos centímetros. El corte debe ser en diagonal y de unos dos centímetros. Si cortás recto, cuando metas el tallo dentro del jarrón se apoyará completamente en el fondo y la flor no podrá beber.

Es importante volver a cortar el tallo (con medio centímetro alcanza) cada pocos días para que los vasos de absorción se mantengan sanos. Y, en lo posible, es buena idea cambiar el agua cada dos o tres días.

Otro detalle importante es cortar las hojas y ramas que están por debajo de la línea del agua para evitar que ésta se pudra:  las bacterias son las principales enemigas de las flores cortadas.

Si están atadas en un ramo no hace falta que le cortemos la goma elástica o lo que sea que las mantenga unidas: no tiene un impacto directo sobre su longevidad.

Todos creemos que las flores necesitan agua y nutrientes, pero lo principal es mantener el ambiente lo más limpio posible porque las bacterias bloquean los tejidos del tallo que transportan el agua, y la flor acaba muriendo

2) Nutrir la planta: qué ponerle al agua.

Lo más recomendable es añadirle al agua el contenido de la bolsita con nutrientes que viene adosada al ramo que compramos. Si no tenemos ese preparado, podemos preparar una solución en la casa. Para detener la aparición de bacterias, en un litro de agua podés agregar unas pocas gotas de lejía, una cucharada de azúcar y unas gotas de vinagre. Es es la fórmula más sencilla y barata.

3) Mantenerlas alejadas del sol directo.

El sol directo tampoco es recomendable porque aumenta la temperatura.

4) Mantener el florero impecable.

Muchas veces elegimos un florero guardado en un armario de la cocina que delata su falta de uso por la delgada línea amarilla dejada por el agua sucia de la última vez que le pusimos flores. Eso puede acortar la vida de nuestras flores: el jarrón debe estar impecable para evitar las bacterias.

5) En qué lugar de la casa ponerlas

Cuanto más cálida sea la habitación, más corta será la vida de las flores. Lo ideal es ubicarlas en un sitio con luz natural, lejos del radiador o cualquier dispositivo electrónico que sea una fuente de calor.

En las florerías muchas flores se conservan dentro de una cámara de frío, pero la idea de ponerlas en la heladera para alagarles la vida es absurdo. Para mantenerlas frescas, no está demás añadirle al agua unos cubitos de hielo.

Sumate a la conversación

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que hacen bien

¡Hacete fan!

¡Hacete fan de Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que hacen bien

¡Hacete fan!