Cómo establecer (y cumplir) las metas financieras para el nuevo año

Termina un año y comienza el siguiente, la rueda incesante de la vida sigue girando y todos esperamos que nos encuentre más reflexivos, organizados o al menos con las ideas claras de lo que esperamos para el nuevo período que comienza.

Para ello, algunos han realizado o planean realizar un balance de lo que ocurrió y fundamentalmente, establecer metas para el nuevo año, entre las cuales, uno de los ítems sobresaliente es el de organizar la economía doméstica.

En estos tiempos en los que estamos resueltos a organizar nuestras finanzas personales, solemos tomar decisiones orientadas a gastar menos, ahorrar más, invertir mejor y/o elevar nuestros ingresos.

Pero ponernos metas demasiado exigentes puede hacer que desistamos a mediano o corto plazo, de cumplirlas y de seguir trabajando en pos de ellas. Por eso es preciso una buena estrategia que permita tomar acciones para ser mejor en el nuevo año que nos ayude a lograr las metas e inclusive proponernos nuevos retos.

Por otro lado, organizar los gastos y hacer un presupuesto con el que podamos garantizar el desarrollo de nuestros proyectos sin poner en aprietos el bolsillo es una buena forma de conocer en detalle el movimiento de nuestro dinero.

Para ello, los especialistas de MetLife sugieren siete pasos para que logres tus metas financieras independientemente de la edad que tengas:

  1. “Defina por qué y para qué quiere ahorrar. También defina el plazo. Cuando sabe qué es lo que quiere lograr y en cuánto tiempo desea hacerlo, sabrá cuál es la mejor forma para alcanzar su objetivo. No es lo mismo decir: “quiero dejar de pagar arriendo algún día” a “ahorraré durante cinco años para la cuota inicial de un apartamento”.

“De acuerdo con su meta financiera, determine la cantidad que ahorrará a la semana, a la quincena o al mes. Los expertos en finanzas personales recomiendan ahorrar 10% de los ingresos. Si sus gastos le permiten ahorrar más, hágalo. Para que no tenga la tentación de tomar el dinero que va a ahorrar, pídale a su banco que le haga descuentos automáticos de su nómina y coloque esos recursos en su cuenta de ahorros”.

  1. “Controle sus gastos (los que realiza en efectivo y también con su tarjeta de crédito) y elabore un presupuesto. En ese presupuesto deberá registrar absolutamente todos sus gastos (arriendo, transporte, comida, ropa, salidas a comer o al cine, medicamentos y visitas al médico, etc.). Nunca gaste más de lo que gana. Si lo hace, no estará guardando nada para lograr sus metas. Una sencilla hoja de Excel es una buena alternativa para llevar ese control”.
  2. “Reduzca sus gastos en diversión o en placeres prescindibles. Para cumplir una meta, si de verdad la desea, tendrá que apretarse el cinturón y dejar aquellos gastos inútiles o que son más placer que necesidad. Por ejemplo, sus revistas semanales o el café que compra de camino a la oficina. No salga a comer cada fin de semana o si es preciso disminuya sus idas al cine”.
  3. “Si va a comprar algo a crédito, que solo sean bienes duraderos y no de consumo: computador, televisor, muebles, electrodomésticos”.
  4. “Además de ahorrar para su meta financiera, considere destinar un poco de dinero para crear un fondo de emergencias, el cual le ayudará en caso de que se presente un imprevisto”.
  5. “Cuando ya tenga un dinero suficiente, piense en invertir sus ahorros en algún instrumento que le dé rendimientos. Acérquese a su banco y pida asesoría, infórmese. Conozca bien el instrumento en que pondrá sus recursos y antes de confiar su dinero, pregunte por los riesgos que implicará su inversión”.
  6. “Por último, sea constante. Revise cada quincena o cada mes sus gastos para detectar cuáles son sus principales fugas de dinero y ¡Corríjalas!”

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!