Cómo captar buenas vibraciones y transmitirlas

Todo lo que nos rodea está cargado de energía y vibraciones, nosotros también. Cómo aprender a mantener buenas vibraciones y transmitirlas a otros.
como captar buena energia

El universo entero vibra a cierta frecuencia y quienes habitamos en él también. Las cosas materiales transmiten energía y vibraciones, lo mismo las personas. Seguro alguna vez sentiste que tu energía se apaga o que se te pega una mala vibra al entrar a algún lugar extraño o lleno de gente estresada, malhumorada, o con sufrimientos físicos o del alma. Te contamos cómo lograr captar las buenas vibraciones y mantenerlas siempre en alto.

energia paz transparencia

Podés leer: El poder de las lunaciones: secretos para aprovechar la energía de cada fase

Cómo elevar tu vibración

Todos podemos cultivar nuestro bienestar, solo necesitamos tener disciplina y paciencia, y ante todo, es muy importante reconocer por qué tenemos determinadas emociones en tal o cuál momento.

Si justo estás inmerso en un problema o atravesando una situación de salud, es muy probable que las defensas estén bajas y la energía también. Estos son los momentos donde cuesta un poco más conseguir buena vibración y mantenerla en nuestra mente y nuestro organismo, pero es cuando es más importante trabajar en ello.

Te contamos una serie de pasos a seguir para lograr captar las buenas energías o vibraciones, hacerlas tuyas y mantenerlas elevadas para irradiar esa paz y energía que tu cuerpo y mente necesitan.

frases positivas buena vibra

Leé también: Frases positivas que te llenarán de Buena Vibra

Ser consciente de tus pensamientos

Cuando tenés un problema y no lo podés solucionar, empieza a jugar en tu cabeza un millón de vueltas a los mismos pensamientos para tratar de encontrar la solución. Esos pensamientos que parece que los rumiamos en nuestra mente se convierten en un espiral negativo del cual parece que nunca vas a salir. Ese es el momento de parar. Primero pensá por qué te sentís así y qué podés hacer para solucionar el problema.

Cuando caes en un espiral o bucle negativo, solamente lo reforzás más, dándole vueltas a lo mismo sin ningún avance. Por tal motivo lo más importante es reconocer tus pensamientos, trabajar con ellos y si es posible encontrar la solución a lo que te inquietaba.

Empezá a practicar la gratitud

Cuando agradecés por todo lo que tenés o lo que pudiste hacer o lograr en el día, no hay espacio para los sentimientos de baja vibración, como el enojo o la depresión. Quizás te tocó pasar un mal día en el trabajo, el estudio, o por diversas situaciones, pero si al finalizar el día te tomás un par de minutos para pensar en todo lo bueno que tenés, o las pequeñas cosas buenas que te ocurrieron en el día, vas a lograr sonreír de nuevo y vas a notar que no todo es malo.

Agradecé por el nuevo día, por poder aprender nuevas cosas, y si te equivocas agradecé que eso también te puede enseñar a enmendar el error y a aprender muchas cosas.

respirar relax

Además podés leer: Los beneficios de la gratitud: qué es y cómo cultivarla

Aprendé a meditar

Meditar no es sencillo al principio pero si lo intentás por primera vez es bueno hacerlo con clases guiadas tanto presenciales como via internet. Cuando meditás te hacés consciente de tu respiración, de tu cuerpo y de cómo te sentís en ese momento. Eso es practicar la atención plena, si lo podés hacer durante un par de minutos todos los días, tu cuerpo se sentirá mucho mejor, tu mente estará más calmada y te vas a dar cuenta que la respiración puede ser tu gran aliada cuando te sientas mal o ansioso.

Cuando reconocés cómo se siente tu mente y tu cuerpo, podés trabajar con aquellas cosas que aún te hacen sentir mal y que no sirven para que tu vibración esté alta.

Hacé ejercicio físico

Para que la energía circule por tu cuerpo y poder vibrar, necesitás moverte, así que es fundamental que practiques ejercicios físicos. Lo mejor que podés hacer por tu cuerpo es que esté en constante movimiento, para que siempre tengas la mejor salud posible.El ejercicio libera endorfinas, por lo que te vas a sentir mucho mejor.

como meditar en casa

Leé también: Cómo meditar en casa: técnicas y consejos para principiantes

Aprender a ser bondadoso

Ser bondadoso no sólo se trata de brindar cosas materiales, también los actos de bondad se pueden ofrecer por medio de palabras o pequeñas acciones por los demás. Por ejemplo un simple “buenos días/tardes” a alguien que ves todos los días marca la diferencia a si pasaras delante de esa persona con total indiferencia. Estar atento a las pequeñas necesidades del otro con un simple gesto, escucharlo, aconsejarlo, elogiar y recomendar a alguien que te hace un trabajo en tu casa o te brinda su oficio. Son pequeños gestos en un día que en la suman hacen de este mundo un lugar mejor.

No siempre necesitás dar cosas materiales para mostrar tu bondad, agradecimiento o  empatía por los demás. Escucha a alguien cuando lo necesite, siempre comunicate con educación, decí “gracias”, “permiso” y “por favor”, esas son las palabras que abren todas las puertas.

solidaridad

También leé: La ciencia lo confirma: a mayor empatía, mayor salud

Con total seguridad vas a poder transitar por caminos con mejor y buena energía, absorbiéndola y llevándola con vos a donde vayas y lo mejor es que fluya y la compartas con quien te cruces en tu camino. Parece difícil pero no lo es, solo es cuestión de práctica.

Podés seguir leyendo: