Cuatro pasos fáciles que podés dar hoy hacia la felicidad

¿Sos feliz? Es una pregunta demasiado compleja para responderla a la ligera. Sin embargo, tampoco nos la hacemos lo suficientemente seguido. ¿Cuándo fue la última vez que pensaste cómo te sentías con tu vida en un nivel general?

¿La culpa es el precio de la felicidad?

Hay muchos factores que tenemos que tener en cuenta para responder esa pregunta. El proceso es abrumador porque requiere mucha introspección. Sin embargo, podemos tomar ciertas medidas para ser más felices hoy.

Superá la negatividad

Cuando algo malo pasa, tendemos a sobre-analizar. No es malo pensar lo que ocurre pero muchas veces tomarnos todo lo que nos pasa tan seriamente sin hacer ningún análisis previo no genera ninguna ventaja.

Lo ideal es evitar las espirales de negatividad. Un truco para hacerlo es cuestionarnos el pensamiento malo original y atacarlo con preguntas como: “¿hay evidencia detrás de este pensamiento?” o “¿estoy basando esto en hechos o en sentimientos?”. Así nos apropiaremos del sentimiento y cortaremos la tendencia oscura que no se va de otra manera.

Perdonate

La mayoría de las veces somos más indulgentes con los demás que con nosotros mismos. Si sos compasivo con los demás, ¿por qué no serlo con vos?

Dejá de castigarte y empezá a pensar los fracasos como oportunidades de aprendizaje. Perdoná tus errores como lo harías con un amigo o vecino.

Las claves para ser feliz según la Universidad de Harvard

 El dinero puede ayudar pero no hace magia

Tener mucho dinero no es todo. Un poco puede evitarnos algunos conflictos y preocupaciones pero no va a hacer que todo lo que queremos suceda. Por eso, tenemos que valorar lo que tenemos o ganamos pero no posicionar nuestra felicidad en el dinero.

Lo ideal es encontrar un propósito o un significado en nuestro trabajo. En vez de enfocarnos en cómo generar más plata, intenta encontrar una satisfacción genuina en lo que realizás. Distintos estudios científicos han demostrado que es posible en cualquier tipo de trabajo.

Comprá tiempo

Si podés elegir entre comprar servicios que te ahorren tiempo o cosas materiales, quizá deberías elegir lo primero.

Dos investigaciones paralelas descubrieron que las personas que gastan dinero en taxis o “deliverys” de comida son más felices que quienes no lo hacen nunca. Si podés pagarlo, comprá tiempo. Es el único bien que no se puede recuperar.

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!