Porqué la ropa que usás para entrenar sigue oliendo mal aunque la laves

Cómo resolver un problemas frecuente en deportistas sin arruinar la prenda.

Todo amante del deporte sabe que la ropa para hacer ejercicio cobra cada vez más importancia, de la mano del sporty chic y otras tendencias de moda. Para quienes entrenan fuerte y transpiran mucho, un problema se repite con frecuencia: el mal olor de la prenda no se va aunque la lavemos varias veces.

Existe todo un abanico de tejidos que podemos elegir pero, aunque probamos una y otra opción, no se resuelve. Este mal olor tiene la capacidad de persistir en la ropa usada incluso después de varios lavados. La ciencia puede explicarte por qué ocurre esto.

La causa de este hedor persistente la tiene una bacteria productora de gases. Todo basándose en un hecho científico básico, el aceite y el agua no se mezclan

Las fibras de las camisetas de algondón tienen muchos huecos y recovecos perfectos para absorber el agua y rechazar los fluidos corporales. El equipamiento de alta tecnología, por otra parte, está hecho de tejidos sintéticos similares al hilo de pescar, que reflejan el agua permitiendo al sudor evaporarse de la piel.

Los químicos en esta tela hacen que la ropa sea “hidrofóbica”, es decir, que no transpire. Esto se traduce en que la tela absorberá mejor los fluidos corporales, lo que implica el principio del problema del mal olor persistente en la ropa de deporte.

Según vamos usando nuestra ropa deportiva, ésta se convierte en un campo de gérmenes que los detergentes al uso no pueden limpiar. ¿Hay alguna forma de mitigar o quitar el mal olor de la ropa deportiva?

Cómo sacar el mal olor de la ropa

Existen unos cuantos trucos que te permitirán evitar un verano maloliente y disfrutar de un ejercicio más agradable a la nariz:

  • Si enjuagás tu ropa inmediatamente después de usarla evitarás que parte del sudor penetre en la prenda. Tras remojar la ropa en agua corriente, presioná la ropa para evitar el exceso de humedad, y por ende evitar crear un ambiente que genere más gérmenes. Ojo, no retuerzas ni exprimas la ropa, ya que puede dañarse en el proceso.
  • Si sos de los que prefiere usar remedios caseros, poner toda la ropa deportiva con mal olor en un cubo lleno de agua con una taza de vinagre blanco, dos cucharadas de peróxido de hidrógeno y dos cucharadas de levadura funciona muy bien. Dejá que la ropa repose más o menos una hora antes de llevar todo el equipamiento a la lavadora con otra taza de vinagre blanco y otras dos cucharadas de levadura.
  • En cuanto al secado, las bacterias que producen el olor viven en la humedad, por eso no hay que dejar que tus ropas se queden húmedas. El mejor método es que se sequen al aire libre usando cualquier tipo de percha.
  • Por último, y como es lógico, te recomendamos alternar tu ropa deportiva en vez de acumular sudor con la misma camiseta todos los días.

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!