“Padres a la obra”: la paternidad, a terapia sobre las tablas

Son tiempos de pensarnos padres, de revisar estilos, de cuidar a nuestros hijos, de tomar conciencia, de sacarnos vendas… Un camino que, a veces, encuentra aliados que facilitan las cosas. “Padres a la Obra” es uno de ellos.

El combo es inquietante, y la propuesta, innovadora. Una psicólogo, una actriz y docente, y un actor que es y hace las veces de adolescente. Eso, por un lado. Por el otro, una apuesta que no es una obra de teatro ni es una charla-debate, pero, sin embargo, es las dos cosas.

Se llama “Padres a la obra” y es un espacio que invita a reflexionar sobre la relación con los hijos y a bucear emociones vinculadas a la paternidad y a las complejidades de la crianza. Alejandro Schujman, psicólogo, autor de varios libros y creador de esta innovadora propuesta, le contó a Buena Vibra detalles de la obra.

Padres a la obra

¿Qué es Padres a la Obra? ¿Una innovación de género?

Padres a la obra es un viejo proyecto que finalmente puede concretarse. El formato propone escenas de lo cotidiano (pequeñas delicias), de padres e hijos, protagonizadas por dos actores (Gaby Ferrero y Osqui Ferrero), un “rescate” y un debate con el público coordinado por mí, y con intervenciones de Gaby (en su calidad de madre autorizada).

Es un lujo poder tunnamedenerla en el proyecto, es una gran actriz, y Osqui un gran pibe con mucha experienciaactoral para sus 15 años. Armamos un muy lindo equipo los tres.
El objetivo es disparar situaciones que permitan poner manos a la obra en la construcción de ser padres, de ser hijos, con el recurso del humor como intermediario. Ojalá resulte una innovación de género.

La línea de la propuesta es “Según pasan los años…”, y va mostrando distintas situaciones paradigmáticas de la vida de Lautaro, el personaje, y Mónica, su madre. Los actores están en permanente interacción con la gente… Como decimos, no es una obra de teatro ni una charla debate: son las dos cosas juntas. Es algo distinto.

¿De dónde surge la idea?

Yo estoy convencido de que la teoría es mucho más aplicable desde la praxis. La idea es poder verse reflejado en el escenario, sentirse identificado con los actores, decir “ese soy yo”, y poder después ponerle palabras a lo que vivencialmente transcurre. Esa es, creo, la mejor manera de armar una caja de herramientas. Este formato se me ocurrió a mí hace años y junto con Gaby y Osqui terminamos de concebirlo, y ahora tiene fecha de parto el 16 de noviembre, en un espacio muy querido como es Polinomio Eventos.

¿Cuál es la temática?unnamed (1)

El eje son las situaciones típicas en la convivencia de padres e hijos según pasan los años.
El programa es:

  • Primer acto: “El berrinche” ( acá se juega el arte de poner límites, ni más ni menos).
  • Segundo acto: “Yo quiero ser youtuber” (donde ponemos a jugar la relación de los chicos con la tecnología).
  • Tercer acto: “El nene no me come, no me estudia…” La relación de las madres con la vida de los hijos, y aquí yo me doy el lujo actuar de terapeuta, con el apoyo de Gaby.
  • Cuarto acto: “Armando la previa”. Acá ponemos a debate un tema central que es la relación de los chicos con el alcohol y las sustancias psicoactivas.
    En cada una de las escenas planteamos diferentes tipos de madre, y distintos finales posibles. Después hay varias sorpresas y multimedia que acompaña el transcurrir de la “Obra”.

¿A quiénes está dirigido? ¿Es para ir con los hijos o para padres? ¿Padres de hijos de qué edades?

Está dirigido fundamentalmente a padres. Pero nos encantaría que esos padres inviten a sus hijos, y poder armar un debate mucho más rico con la presencia de ambos. Lo ideal es que vayan chicos de 10 /11 años en adelante, para que puedan tener una participación activa en el debate y en todo el desarrollo de lo que pase.

¿Hay interacción con los espectadores?
No gusta hablar de un público en acción, de Padres a la obra, más que de espectadores en este caso. Y la interacción con la gente es permanente.

¿Qué problemáticas aborda? ¿Cómo es eso del kit de herramientas? 

Una serie de conflictos en diferentes etapas evolutivas, con resoluciones diversas según los padres en cuestión. Yo planteo que hay dos triángulos básicos en la construcción de un núcleo familiar saludable: el de la confianza, disfrute y dialogo, por un lado, y construcción de la responsabilidad, capacidad de frustración y capacidad de deunnamed (2)cisión, por el otro.

Las herramientas son habilidades y elementos que requieren un conocimiento para ser utilizados: un martillo puede clavar un clavo o aplastar un dedo, y es el mismo elemento.
La intención es que el público pueda llevarse ejes, guías, tips y conceptos aplicados para poner a jugar en el día a día con los hijos. Y, sobre todo, ponerse en contacto con las emociones básicas. En tiempos de hiperconectividad, vivimos desconectados de las esencias. Y esas esencias, por suerte, y lo digo siempre, no han cambiado… Un chico angustiado necesita un abrazo, mirar a los ojos… Y ser mirado.

Que lo que ocurra en la obra sea disparador de emociones y, luego, llevado a la teoría, en un ida y vuelta con la gente. Esa es la idea. Ojalá que eso suceda y podamos decir “¡Misión cumplida!”. Es lo que soñamos.

Más información

Gaby Ferrero es actriz docente, musicoterapeuta y profesora de educación preescolar.

Actualmente actúa en el Teatro Nacional Cervantes, en la obra “La crueldad de los animales”. Ha trabajado con destacados directores y ha participado de varios festivales nacionales e internacionales. Nominada a varios premios por su labor teatral, ha ganado el Premio ACE y Trinidad Guevara. Es docente de actuación para niños y adolescentes y madre de un adolescente de 15 años.

Ale Schujman es psicólogo (egresado de la UBA, 1987, diploma de honor), especialista en familias y adolescencia. Escribió “Generación NINI, jóvenes sin proyecto que NI estudian NI trabajan”. “Es NO porque YO lo digo, Padres rehenes de hijos tiranos” y “Herramientas para padres”, todos por Grupo editorial Lumen. Es columnista en radio y distintos medios gráficos. Además es padre de dos adolescentes varones.

Twitteer: @aleschujman
fb: Alejandro Schujman-Generación NiNI

Osqui Ferrero tiene 15 años, es actor y estudiante secundario

 

Alejandro Schujman, psicólogo especialista en adolescentes. Autor del libro Generación Ni Ni y coautor del libro Herramientas para padres. Autor del espacio Escuela para Padres en Buena Vibra.

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo