Valorarse y respetarse: tips para no dejarse influenciar por los demás

Muchas veces nuestras decisiones se encuentran influenciadas por la opinión de los demás. Consejos para hacer valer tu palabra y tus propios deseos.

Los mandatos familiares: “lo dijo el abuelo” “mamá siempre lo hace así”, “en mi familia jamás…” tienen una pregnancia que hace, muchas veces, que sea incuestinable lo que hacemos. Esas formas van modelando nuestras vidas y nuestro día a día.

Si al peso que esos enunciados tienen en nuestras decisiones le agregamos las opiniones de nuestros amigos y compañeros respecto a deseos propios, planes e iniciativas, podríamos decir que estamos en problemas.

Podés leer: Fjaka: el secreto croata para la felicidad plena

Algo de luz aparece en el horizonte de la construcción de nuestros “propios” proyectos cuando hacemos lo que nos dijeron los demás, pero uno comienza a sentirse incómodo, y uno siente que no está del todo de acuerdo con lo que está pasando. Muchas veces ocurre que en el fondo esa no es la decisión que se hubiera tomado inicialmente. Hay algo en el interior que está comenzando a movilizarse, a revelarse y a querer salir.

En la mayoría de los casos, las opiniones sólo nos confunden y hacen que las decisiones las tomemos sobre la base de palabras ajenas que representan los puntos de vista de quienes las enuncian, pero no nuestras.

Es momento de que puedas decir “basta” y hacerte responsable de tu vida. Pero la tuya, la que vos planeas.

Algunas veces, tomar iniciativas propias puede hacer que sientas culpa por alejarte del mandato familiar o no considerar las opiniones del entorno. Pero recordá que una cosa es escuchar una opinión que podría servir para ampliar tu conocimiento sobre ciertos tópicos y otra es que lo que te dicen arrase con las ideas que vos tenías sobre un tema.

Leé más: 10 claves para ser feliz y dejar la tristeza de lado

Las perspectivas de los demás son el resultado de sus propias experiencias en un momento dado, por lo que podrían servirte como orientativas pero nunca para ser consideradas como la verdad absoluta.

Si el temor a perder los afectos de quienes te han aconsejado, te hace sentir mal al momento de decidir lo contrario, te acercamos una serie de tips que podían ayudarte a ser el dueño de tus decisiones sin sentir culpa.

Comentá tus metas, pero no quedes atrapado en las opiniones de los demás

Algunas veces, tus amigos, pueden ver de distinto modo la historia que les refieres y por lo tanto no acertar en el consejo que te dan.

Incluí otras visiones sin que invadan tu espacio

Podés contarle a los otros lo que estás pensando pero sin dar lugar a que se metan. Podés aclarar que es una decisión tomada y así evitar enojos o roces.

Leé más: Los primos: una amistad especial dentro del mismo árbol familiar

Tené intuición

Si bien es importante analizar las causas y consecuencias de cada decisión, la intuición es nuestra mejor guía. A veces, es necesario detener la mente, y dejar que el corazón sea quien nos señale el camino.

Escribí lo que pensás

Escribí las opciones y analizalas. Consigná las ventajas y desventajas. Leé la lista completa y fijate cuál te conviene más. Vos sos el único que puede decidir sobre el camino de tu vida y, teniendo claras las opciones y consecuencias, vas a poder elegir mejor.

Cuestionate

Preguntate si estás actuando para complacer a los demás o por tu propia voluntad. Por más que los otros opinen, tené en claro que lo que ellos digan no te tiene que influir de manera determinante. Una cosa es escuchar y otra hacer caso ¡No te
dejes manipular!

Tené un horizonte claro

Buscá objetivos, proponete algo y esforzate para cumplirlo. No te rindas ni bajes los brazos antes de tiempo. Es necesario mantenerse firme con las ideas de uno mismo. A muchos les resulta difícil, pero es necesario tomar conciencia para en verdad ser conscientes de lo que queremos.

También podés leer: 30 hábitos para alcanzar lo que te proponés

Amistad y respeto

Recordá que quienes te quieren nunca va a obligarte a hacer o pensar algo que no deseás o que te hace mal. Por eso un “NO” les puede molestar pero si no aceptan tu decisiones, sería mejor tenerlos lejos.

Escuchate

Es fundamental que escuches tu interior, tus deseos, vos sos capaz de tomar tus propias decisiones, tenete confianza, no siempre la opinión de los demás es necesaria.

Decir “no” a tiempo

Lo principal para poder decir que no, es conocer lo que nos gusta y lo que no, lo que esperamos y lo que no, así, respetándonos, vamos a poder crear relaciones sanas y verdaderas en donde consideramos a los demás y también nos valorizamos a nosotros mismos.

horoscopo fin de semana

Podés leer: Horóscopo chino 2019: las predicciones de Ludovica Squirru

Seguí leyendo:

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!