Alzheimer: la vacuna está cada vez más cerca

Científicos de la Universidad de California estiman que la vacuna contra el Alzheimer estará lista en 2 años. Conocé todos los detalles.
alzheimer

El Alzheimer es una enfermedad neurodegenerativa que causa serios problemas en la población a nivel mundial. Esta enfermedad neurológica y progresiva, causa la pérdida de memoria, cambios de la personalidad y problemas de atención, entre otras complicaciones. Al desconocerse la causa que la origina, es muy difícil encontrar su cura.

Sin embargo, un grupo de investigadores de la Universidad de California podrían tener lista una vacuna contra el Alzheimer en unos 2 años. alzheimer

Podés leer: Alzheimer: un nuevo descubrimiento podría abrir camino hacia la cura

Cómo funcionará la vacuna

La vacuna pronto se verá en el mercado y actuaría previniendo la acumulación de proteínas tóxicas que pudieran afectar al cerebro. Esto se logra por medio de la combinación de dos tratamientos previos, los cuales son AV-1959R y el AV-1980R, los cuales fueron diseñados para reducir el numero de proteínas amiloides y proteínas tau.

Alzheimer: los comienzos de la enfermedad

Se tienen registros de la enfermedad de Alzheimer desde que la época del Imperio Romano, pero en la antigüedad se la asociaba con la demencia de la vejez, considerando que era un estado natural. En el Imperio Romano, seguramente estaban registrando casos de Alzheimer sin saberlo aún.

Recién en el año de 1901 se la reconoció como una enfermedad real gracias al psiquiatra Alois Alzheimer, quien le dió el nombre a esta enfermedad.

alzheimer

También leé: Alzheimer: 10 signos tempranos que no podemos subestimar

Alzheimer: características de la enfermedad

La enfermedad puede darse a partir de los 60 años y afecta más a las mujeres que a los hombres, y en muchos casos la enfermedad se desarrolla muy tempranamente. Se estima que la enfermedad comienza a desarrollarse 10 años antes de que aparezcan los primeros síntomas.

Los síntomas a tener en cuenta se dividen en 3 fases bien diferenciadas:

  • Fase Inicial: Los síntomas son muy leves, la persona mantiene su autonomía y sólo requiere ayuda cuando se trata de tareas complejas. Comienza a presentar fallos en la memoria a corto plazo y tiene cambios en la personalidad como la apatía y el desgano. En esta fase, las personas afectadas se dan cuenta del deterioro de algunas de sus facultades y esto suele causarles un estado depresivo y de mucha angustia.
  • Fase Intermedia (moderada): Se produce un deterioro en la memoria de corto y largo plazo. Comienza a deteriorarse la capacidad de juicio y ante una pregunta pueden dar respuestas ilógicas. Durante esta etapa se agravan los síntomas en la personalidad, porque además de la depresión, pueden aparecer trastornos psicóticos, como alucinaciones y delirio. Otro síntoma clave de esta etapa es la desorientación tiempo y espacio. En esta fase, en general, las personas afectadas dependen de un cuidador para realizar las tareas cotidianas.
  • Fase Terminal: En esta etapa la enfermedad avanza a tal punto de que el paciente es completamente dependiente. Los síntomas van desde la pérdida del habla, imposibilidad de mantener su higiene personal, hasta la perdida de la capacidad motora. Además, llega un punto en que necesitan asistencia para alimentarse debido a que se puede perder la capacidad de deglutir. También, ocurre la perdida del control de esfínteres. En esta instancia no es suficiente la asistencia de los familiares y se requiere la atención de personal especializado.

alzheimer alimentacion sana

Además podés leer: Nutrición y cerebro: Facundo Manes explica por qué es clave la alimentación

El diagnóstico temprano es fundamental para poder recibir un buen asesoramiento, tanto de la enfermedad en si misma como de las etapas y su desarrollo. El estar informado y adelantado a lo que va a suceder libera mucho el factor sorpresa ya que la persona puede atravesar un período de meseta y luego presentar un deterioro muy abrupto.

La expectativa de vida es muy relativa ya que depende de la genética del paciente y de su entorno socioambiental, su calidad de vida y su momento de detección. Por eso, se calcula que una persona con Alzheimer puede vivir con la enfermedad entre 10 a 15 años.

La causa de muerte en la mayoría de los casos es por consecuencia de los síntomas, ya que se desarrollan muchos cuadros infecciosos tanto respiratorios como urinarios.

estafa a jubilados

Podés leer: Cerebros resistentes al Alzheimer: por qué no hay que jubilarse intelectualmente

Seguí leyendo:

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!