Cáncer de mama y mastectomía: lo que debés saber sobre la reconstrucción del seno

Profesionales médicos cuentan cómo se ve y se siente una reconstruida tras una mastectomía. Dudas y preguntas frecuentes.

Una mujer que está considerando una reconstrucción mamaria después de una mastectomía puede enfrentarse ante una preocupación: ¿Cuán “real” serán sus senos reconstruidos? ¿Pasar por una intervención quirúrgica vale la pena? ¿Qué tan parecido será con su seno natural?

Desde un punto de vista estético, una buena reconstrucción permitirá recrear el espacio entre ambas mamas, la proyección de la misma, el volumen y el diámetro. Asimismo, las características individuales, como la forma original del pecho y la elasticidad de la piel, influirán en la reconstrucción.

La Asociación Argentina de Cirugía recomienda que las mujeres hablen con otras pacientes que fueron sometidas a cirugía reconstructiva, ya que pueden dar una perspectiva personal que el profesional médico no tiene

Podés leer: Cuidados perioperatorios: la importancia del antes y el después de una operación

Cómo se ve y se siente un seno reconstruido

Hay cuatro características que determinarán el aspecto de los senos reconstruidos:

  • Forma: el seno reconstruido puede ser más plano, más redondo o tener menos proyección que el seno original, dependiendo si se reconstruye con implantes o con el propio tejido. La mayoría de las reconstrucciones con implantes utilizan silicona, pueden ser anatómicos (forma de gota) o redondos, logrando un seno parecido al contralateral y casi siempre se colocan debajo del músculo pectoral, para aumentar.

La reconstrucción con tejido propio requiere una operación más prolongada y un período de recuperación mayor que el de los implantes, pero ofrece algunas ventajas claras luego de la radiación. Algunas mujeres que tienen reconstrucción de implante después de la radiación pueden desarrollar contractura capsular, un endurecimiento del tejido cicatricial alrededor del implante que puede endurecer el seno y distorsionar su forma.

  • Tamaño: si la edad, la genética, la gravedad o la lactancia han afectado los senos naturales, la reconstrucción puede restaurar la plenitud y la posición.

Si la mujer ya tiene implantes, el cirujano seleccionará un modelo del volumen apropiado para crear el tamaño adecuado. Si la reconstrucción es con tejido propio, el tamaño de la nueva mama se creará a partir del exceso de grasa en el abdomen, glúteos o espalda.

Podés leer: Cómo seguir después del cáncer de mama

Con el tiempo, un seno creado con un implante (si no se ve afectado por la contractura capsular) conserva su tamaño original, mientras que una reconstrucción con colgajo pierde y aumenta de peso junto con el resto de su cuerpo al engordar o adelgazar.

  • Simetría: La mayoría de los senos naturales de las mujeres no son perfectamente simétricos, pero las mujeres tienden a esperar la perfección de la reconstrucción. Desde una perspectiva quirúrgica, la reconstrucción bilateral presenta una mejor posibilidad de simetría, porque el cirujano está comenzando de cero. Por esto mismo, puede asegurar que ambos senos sean de tamaño, forma y posición similares.

En tanto, la reconstrucción unilateral resulta más complicada, porque es más difícil hacer coincidir la caída natural del seno opuesto. Para obtener los mejores resultados estéticos, la mayoría de las mujeres necesitará otra operación para reducir, levantar o aumentar su seno natural.

  • Cicatrización: es una parte natural del proceso de curación del cuerpo y un efecto secundario inevitable de la cirugía. Antes de que se estabilicen por completo, las cicatrices son rojas y prominentes, pero desaparecerán considerablemente dentro del año o dos después de la cirugía.

Muchas mujeres se preguntan cómo sentirán los senos reconstruidos con su pareja. Un seno reconstruido con un colgajo de tejido se siente naturalmente suave al tacto. Es, después de todo, su propio tejido. Asimismo, los implantes de silicona, tienden a sentirse bastante firmes.

No deberá existir preocupación siempre que se cuente con toda la información necesaria para tomar decisiones que mejorarán la satisfacción general de la reconstrucción

5 consejos luego de la visita al cirujano plástico

  • Comprenda sus opciones de reconstrucción mamaria y elija la mejor técnica de acuerdo a los resultados que desee.
  • Seleccione un cirujano con experiencia y habilidad en el manejo del procedimiento que prefiera.
  • Establezca expectativas realistas.
  • Antes de la reconstrucción, hable con el cirujano sobre los mejores resultados que puede esperar.
  • Pregunte las situaciones inesperadas que puedan ocurrir y cómo serán remediadas

Asesoraron: Dr. Alberto Rancati- Médico Cirujano- MAAC- (MN 69966) y Dr. Julio Dorr- Médico Cirujano MAAC- (MN 83470). Comisión Cirugía Plástica de la Asociación Argentina de Cirugía.

Te puede interesar:

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!