Densitometría ósea: qué es y para qué sirve

Para determinar el riesgo de sufrir fracturas y osteoporosis es importante realizarse un chequeo médico que revele el estado de los huesos. Qué saber.
artritis

La densitometría ósea emplea una dosis baja de rayos X para medir de forma rápida y no invasiva la cantidad de calcio y otros minerales presente en un segmento de hueso. En general se mide en la cadera o en la columna vertebral.

Si se observa una disminución en la densidad mineral ósea, el médico puede determinar el riesgo de sufrir fracturas, así como diagnosticar y controlar el avance de la osteoporosis.

osteoporosis

Podés leer: Prevenir la osteoporosis: cuáles son los cuidados que recomiendan los médicos

Cuándo hacerse la densitometría

La mayoría de las personas jóvenes y sanas no necesitan someterse a una densitometría ósea. Sin embargo, a medida que se avanza en edad, el riesgo de osteoporosis aumenta porque la densidad ósea tiende a disminuir con el envejecimiento. Esto es particularmente cierto en el caso de las mujeres.

Por lo tanto, si sos mujer y tenés 65 años o más, lo recomendable es que te hagas una densitometría ósea, porque si bien el examen puede revelar que sus huesos están sanos, también ofrece un valor basal contra el que comparar futuros análisis.

¿Los hombres también deben hacerse el estudio?

En el caso de los hombres que no han sufrido fracturas, la respuesta no es tan clara como en las mujeres. El Grupo de Trabajo sobre Servicios Preventivos de Estados Unidos no recomienda hacer densitometrías de rutina en los hombres, porque corren bajo riesgo de sufrir fracturas gracias a su mayor masa ósea y a que pierden hueso a menos velocidad que las mujeres.

También podés leer: Posturas de yoga que debés evitar si sufrís osteoporosis

Además, la evidencia no es concluyente respecto a que los medicamentos contra la osteoporosis prevengan fracturas en el sexo masculino. Sin embargo, a la osteoporosis se le atribuye que 1 de cada 4 hombres de más de 50 años sufra fracturas. Por ello, algunos grupos, como la Fundación Nacional de la Osteoporosis, todavía recomiendan hacer estos exámenes en los hombres a partir de los 70 años de edad.

Los hombres de 50 a 69 años y las mujeres menores de 65 años podrían hacerse una densitometría ósea si tienen factores de riesgo para osteoporosis, tales como:

  • Antecedentes familiares de la enfermedad o historial de facturas.
  • Tomar ciertos fármacos que interfieren con el proceso corporal de restauración ósea. Algunos de esos medicamentos son los esteroides, como la prednisona, y los inmunosupresores, como los que se administran después de un trasplante de órgano o médula ósea.
  • Las personas de más de 50 años que han sufrido alguna fractura ósea y quienes han perdido 4 cm (1.5 pulgadas) o más de estatura posiblemente requieran una densitometría ósea para detectar osteoporosis.

Cómo se evalúan los resultados

Los resultados de la densitometría ósea se muestran con una medida conocida como “puntaje T”. Un puntaje T de menos 1 o más alto se considera normal. Un puntaje T de menos 2.5 o más bajo se considera osteoporosis. El rango existente entre normalidad y osteoporosis se considera osteopenia, afección en la que la densidad ósea es menor a lo normal y pone a la persona en mayor riesgo para osteoporosis. La osteopenia también aumenta el riesgo de sufrir fracturas óseas.

Podés leer: Envejecé mejor: 8 consejos para prevenir la osteoporosis

Cómo prevenir la osteoporosis

A medida que se avanza en edad hay cosas que podés hacer para mantener sanos los huesos. Algunas recomendaciones:

  • El ejercicio es importante, pero tené presente que debe incluir una combinación de ejercicios físicos, como caminar, trotar, correr o subir escaleras.
  • Llevá a cabo una alimentación sana y procurá ingerir la cantidad correcta de calcio y vitamina D.
  • Si fumás, dejá de hacerlo, porque los estudios dicen que el consumo de tabaco contribuye al debilitamiento de los huesos, entre otras consecuencias graves para la salud.
  • Consumir más de dos bebidas alcohólicas diarias aumenta el riesgo de osteoporosis, posiblemente debido a que el alcohol interfiere con la capacidad corporal de absorción del calcio.

caminar y ejercicios

También te puede interesar: 12 buenos hábitos para prevenir el cáncer

Si tenés alguna duda, consultá con tu médico acerca de la densitometría ósea ya que tomar medidas ahora puede garantizar la buena salud de en el futuro.

  • Dr. Jeremiah Long, Radiología Diagnóstica de Mayo Clinic en Phoenix.

Seguí leyendo:

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!