Dientes de leche: por qué son importantes para reconstruir tejidos

Un estudio reciente demostró que los dientes de leche pueden servir para regenerar tejidos del organismo que se encuentran dañados. Conocé de qué se trata.
dientes de leche

¿Cuántas veces de pequeños esperamos a que se nos caigan los dientes de leche para ponerlos debajo de la almohada y que venga el ratón Pérez? En muchos otros casos, los padres guardaban durante mucho tiempo los dientes de los niños. Pero recientemente se descubrió que los dientes de leche podrían reconstruir tejidos y órganos dañados.

Actualmente existen bancos de dientes del Ratoncito Pérez en Estados Unidos, y en España algunas clínicas ofrecen la congelación de la pulpa del diente de leche, lugar donde se almacena la mayor cantidad de células madre ya que la temperatura ideal de conservación es a 130ºC bajo cero.

cepillo de dientes

Podés leer: Por qué debemos cambiar el cepillo de dientes tras estar enfermos

El valor de los dientes de leche

Esta linda costumbre de la infancia seguirá, pero luego se guardarán en un lugar seguro porque se descubrió que los dientes de leche son una mina de células madre.

En un reciente estudio del Centro Nacional para la Biotecnología de los Estados Unidos, se reveló que los dientes de leche son como cofres que guardan en su interior un tesoro que podría curar a los niños en un futuro.

Las piezas dentales de leche al ser usadas por poco tiempo no están tan expuestas a la corrosión y daños medioambientales, y al contener células madre, pueden ser de gran ayuda para regenerar otras partes del cuerpo dañadas si el niño enfermara. Como la célula madre proviene de su propio cuerpo, no habría riesgo de que el organismo lo rechace.

Llevando adelante la consigna “Guarda un diente, salva una vida”, en Estados Unidos han comenzado a proliferar los bancos de dientes de leche. Y desde allí se están extendiendo al resto del mundo.

Podés leer: Qué es la mordida invertida y cómo se trata

Qué son las células madre

Las células madre son la materia prima del cuerpo y tienen la propiedad de convertirse en muchos tipos diferentes de células en el cuerpo. Por tal motivo son un gran sistema de reparación para el organismo. Hay dos tipos de células madres: embrionarias y adultas.

Las células madre embrionarias provienen del embrión de tan solo unos días de vida o del cordón umbilical al nacer el bebé, con mucha posibilidad de regenerarse en nuevas células madre. Las células adultas se encuentran en pequeñas cantidades en la mayoría de los tejidos adultos, como la médula ósea o la grasa, pero tienen una capacidad más limitada para generar diferentes células del cuerpo.

Con las células madre obtenidas del propio tejido se puede regenerar tejidos como hueso, cartílago, piel y músculo, entre otros.

Células madre en los dientes de leche

Los dientes son una valiosa fuente de células madre capaces de dar origen a los tejidos y órganos como el hígado, el corazón, los huesos o los ligamentos, proceso que se conoce como medicina regenerativa.

En España, los odontólogos consultados reconocen que esta práctica todavía no es muy conocida. Sin embargo ya existen clínicas que ofrecen la conservación de pulpas dentales, que es la parte interior de las piezas donde se encuentran estas células.

Si bien el costo de conservación es elevado, también los científicos destacan que es una gran apuesta al futuro

Para qué sirven las células madre

Los niños nacidos de padres diabéticos tienen muchas probabilidades de heredar la enfermedad. Un estudio publicado en una revista de odontología, The Journal of Dental Research, explica que las células madre de los dientes de leche son capaces de diferenciarse en células beta, ayudando al páncreas a crear las células que producen la insulina.

Las células madre también tienen la capacidad de reparar huesos. Un ejemplo de esto ocurrió en 2010 en el Hospital Juárez de México, donde los cirujanos utilizaron células madre extraídas de dientes sanos para reconstruir un maxilar destruido por un tumor maligno.

celulas madre

Además podés leer: 7 formas de mejorar la salud de tus células madre

Cómo se conservan los dientes de leche

Los dientes de leche que se pueden utilizar son los de leche o de personas adultas menores de 40 años. Pero los dientes deben guardar una serie de requisitos para poder ser utilizados. Un dato importante a tener en cuenta es que a medida que la edad avanza, la cavidad pulpar disminuye. Esto ocurre porque el crecimiento del diente va invadiendo a la pulpa, por eso la cavidad pulpar de un diente joven será más amplia que la de una persona entrada en años.

  • En adultos preferentemente se utilizan las muelas de juicio.
  • Los dientes no pueden estar empastados.
  • No deben tener fisuras o roturas.

Para que las células madre de los dientes mantengan sus propiedades intactas se deben seguir ciertos pasos rigurosos durante la extracción del diente, primeramente debe hacerlo un odontólogo en un lugar completamente esterilizado. El proceso de rutina es indicado por el banco de dientes.

El banco de dientes envía un kit al dentista con las instrucciones precisas para congelar el material en nitrógeno líquido. Es fundamental que no se rompa la cadena de conservación evitando que se produzca una contaminación.

ortodoncia brackets

Leé más: Rechinar los dientes: cómo relajar la mandíbula y combatir el bruxismo

Una vez realizado el proceso de extracción, el dentista enviará el material criopreservado al banco de dientes donde extraerán y almacenarán la pulpa a temperaturas muy por debajo de los cero grados.

La duración de la muestra en ese estado de congelación tiene una duración de entre 20 y 25 años manteniéndose inalterable.

Cómo es la pulpa dental

La pulpa es principalmente tejido conjuntivo laxo, es un tejido único en el organismo ya que es uno de los último lugares que mantienen una reserva abundante de células madre. Es una especie de masa gelatinosa en la que abunda un 75% de agua y fibras de colágeno inmersas en esa gelatina.

Aunque todavía es muy pronto para saber con certeza hasta donde se puede llegar con estas células dentales, al igual que con las células de cordón umbilical, al día de hoy los científicos dicen que la pulpa de un diente de leche es una inversión y una apuesta al futura para la salud.

brackets

También te puede interesar: Tipos de brackets: ventajas y desventajas de cada uno

Seguí leyendo:

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!