Priorizar los nutrientes a las calorías, la clave de una nutrición saludable

Lograr una alimentación saludable es uno de los grandes objetivos en las sociedades actuales. Hay una marcada tendencia hacia un plan de alimentación que abandona conceptos como “dieta” o “régimen”.

La mayoría de los países, incluida la Argentina, luchan contra cifras crecientes de obesidad, sobrepeso, diabetes, hipertensión y enfermedades cardiovasculares en todas las etapas de la vida.

En los hogares, diariamente se plantea la difícil tarea de seleccionar aquellos alimentos para consumir en los diferentes momentos del día que impacten lo menos posible en nuestro peso y sean beneficiosos para la salud. En el marco de motivar una alimentación saludable, es clave fomentar la ingesta de alimentos que poseen alta densidad nutricional.

¿Qué quiere decir esto? Aprender a elegir alimentos ricos en nutrientes (vitaminas, minerales, proteínas) y preferentemente bajos en calorías. De este modo se sale del antiguo paradigma que llevaba a seleccionar los alimentos solamente en función a las calorías que aportaban para redireccionarnos hacia un nuevo concepto que contempla al alimento en su totalidad, evaluando todos los nutrientes que lo componen.

Un plato de arroz común y uno de arroz integral tienen las mismas calorías, pero, a nivel nutricional, el segundo tiene más  fibras, vitaminas y minerales

Qué es un alimento nutritivo

Se pueden evaluar y categorizar los alimentos según su calidad de acuerdo a su composición nutricional. Esto permite identificar los nutrientes a promover (vitaminas, minerales, proteínas, fibra) y los nutrientes a limitar (grasas, azúcares, sal) en un alimento.Dieta mediterránea

En ese marco, el ranking de alimentos saludables está liderado por las verduras y frutas; las siguen el yogur y la leche (descremados) y, luego, el grupo de carnes y huevos.

En el extremo de los poco saludables, entre los que aportan muy pocos nutrientes positivos pero muchas calorías, encontramos las comidas rápidas,azúcares, dulces, postres, golosinas, quesos, aderezos, manteca, crema, panificados y galletitas.

Una alimentación saludable no implica sacrificios, restricciones ni frustraciones, sino la decisión de querer cuidar la salud para vivir mejor

 

Tips para llevar un estilo de vida saludable

1) Realizar las cuatro comidas diarias y, en caso de ser necesario, incluir snacks saludables entre comidas como pueden ser frutas, yogur o vegetales.

2) Consumir alimentos de alta densidad nutricional, probar diferentes preparaciones y recetas que incluyan alimentos saludables, especialmente verduras, frutas, lácteos, carnes magras, huevo y cereales, preferentemente integrales.3) Controlar las cantidades o el tamaño de las porciones a consumir.

4) Hidratarse correctamente, preferentemente seleccionar agua potable o bebidas sin azúcar agregada.

5) Realizar actividad física con frecuencia semanal.

 

Fuentes: Viviana Corteggiano,  ‎Lic. en Nutrición y Presidente de AADYND, y Romina Sayar, Lic. en Nutrición y Vicepresidente de AADYND. Dra. Zulema Stolarza, Presidente SAN. Lic. Mercedes Paiva, Presidente FAGRAN.

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!