Senderismo: caminar en contacto con la naturaleza beneficia al cerebro

Todos podemos intuir que caminar por el campo, por la montaña o a la vera de un camino. Pero es fascinante y motivador cuando la ciencia lo confirma: según un estudio realizado por la Academia Nacional de Ciencias de España, caminar 90 minutos a través de un entorno natural tiene un gran impacto positivo sobre el estado anímico de las personas reduciendo la melancolía, el estrés y la preocupación por cuestiones laborales y familiares, algo que no ocurre si el paseo se realiza en la ciudad.

Los escáneres cerebrales demostraron que quienes pasearon por entornos naturales experimentaron una menor presencia de flujo sanguíneo en la corteza prefrontal subgenual, es decir, la zona en la que reside el mal humor y las preocupaciones y que parece estar también relacionada con los cuadros depresivos.

Las actividades al aire libre y el ejercicio aumentan la capacidad para retener información y reducen la pérdida de memoria

Y hay más: otra investigación realizad en Estados Unidos demostró que la desconexión aumenta la creatividad. Los psicólogos Ruth Ann Atchley y David L. Straye determinaron que la creatividad se dispara tras cuatro días de desconexión en la naturaleza y sin acceso a la tecnología. Lo constataron cuando todas las personas estudiadas puntuaron un 50% más en el test RAT, una conocida prueba para puntuar el potencial creativo de las personas. “Un aumento del 50% es un gran salto y demuestra que nuestra creatividad se siente abrumada por el estimulo digital constante”, concluyeron.

Otro estudio, realizado en 2004 por científicos estadounidenses, demostró que una buena caminata al aire libre es capaz de aumentar nuestra concentración y hasta puede aliviar los síntomas del Trastorno de Déficit de Atención.

El frenético ritmo de vida en las ciudades le están pasando factura al cuerpo y al cerebro: se disparan los casos de depresión, ansiedad y estrés y la felicidad disminuye. Hay que parar

En ese marco, y amparados por diversos estudios científicos, los expertos recomiendan actividades como el senderismo, las excursiones, los paseos o cualquier actividad física que se realice en un entorno natural, alejado de la ciudad, en tanto provocan cambios fisiológicos y mentales positivos para nuestra salud.

Las notificaciones constantes, los grupos de Whatsapp, los mails y las continuas interrupciones del día a día socavan nuestra capacidad de concentración, afectando nuestro rendimiento y nuestro bienestar. Por eso, más que consultar tus dilemas en Internet o con la almohada, ponete ropa cómoda y recuperá el contacto con la naturaleza: el verde despeja la mente, aclara tus ideas y potencia la creatividad. Hacete bien ya.

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!