Las Cataratas del Iguazú tienen la primera locomotora turística 100% ecológica

Funciona con baterías recargables y ofrece una mínima contaminación sonora, representando grandes ventajas para un área natural protegida

El Parque Nacional Iguazú, en la provincia argentina de Misiones, tiene una nueva locomotora eléctrica destinada al traslado de los visitantes a través del parque. La máquina es la primera en el país dedicada al transporte de turistas en ser 100% ecológica.

Conduce a los turistas desde la entrada del parque hasta la pasarela peatonal que sirve de entrada a la Garganta del Diablo

“Se trata de una locomotora totalmente eléctrica, de muy bajo mantenimiento que se carga como si fuese un celular, que aporta a nuestra búsqueda constante por mejorar la calidad del servicio, pensando siempre en la conservación de la naturaleza”, dijo el intendente del Parque Nacional Iguazú, Sergio Arias Valdecantos, durante el viaje inaugural.

La reciente incorporación se suma a las cuatro locomotoras con las que contaba hasta el momento el área protegida para el traslado de visitantes, que llegan para conocer las Cataratas del Iguazú y presenta la particularidad de ser la primera cuyo funcionamiento es propulsado por medio de baterías recargables, con la misma tecnología que un automóvil eléctrico.

Sus características técnicas, incluyendo una mínima contaminación sonora, le otorgan grandes ventajas a su utilización en un área natural protegida. A su vez, su sistema de transmisión es el mismo motor eléctrico, lo que evita el uso de lubricantes que son potenciales contaminantes del medio.

Según informó la Administración de Parques Nacionales, la nueva locomotora lleva acumuladas 240 horas de prueba, incluyendo ensayos intensivos (movilizando cuatro coches de pasajeros) y ofreciendo en todos los casos resultados altamente satisfactorios.

Recorridos

El Tren Ecológico de la Selva es una formación en miniatura, que parece una maqueta de uno verdadero, que permite el traslado de los turistas -con un recorrido total de 4,8 kilómetros- hacia los diversos circuitos y paseos del área turística de las Cataratas del Iguazú, aunque los recorridos se pueden hacer siempre también a pie.

En la Estación Central, cerca de la entrada al área turística, se lo puede tomar hasta la Estación Cataratas o hasta la Estación Garganta del Diablo. En el primer caso, los pasajeros deben descender y tomar alguno de los senderos o circuitos que llevan a conocer los saltos de agua desde distintos niveles: el Paseo Inferior o el Paseo Superior; también lo pueden tomar para retornar a la Estación Central.

La otra opción lleva, en un trayecto algo más largo, hasta Puerto Canoas, desde donde se pueden recorrer los 1.100 metros de pasarelas sobre el río Iguazú Superior para ver la Garganta del Diablo, el mayor de los saltos de las Cataratas.

El paseo se hace a una velocidad aproximada de 18 kilómetros por hora, con la selva a pocos metros de la formación, por lo que se pueden observar -en especial en el trayecto hacia Garganta del Diablo- ejemplares de la variada fauna local, por lo general aves e insectos, aunque también algún mamífero o anfibio.

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Por el mundo!

Ayudanos a compartir notas que invitan a viajar

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Por el mundo!

Ayudanos a compartir notas que invitan a viajar

BV

¡Hacete fan!