Viaje a China: explorá el país de los emperadores

China es un país lejano y lleno de contrastes. Desde la Gran Muralla hasta la modernidad de Shangai, dejate maravillar por esta antigua tierra.
viaje a china

En el pasado, un viaje a China era algo muy extraño, a tal punto que los turistas pocas veces lo consideraban como una de las opciones. Un país tan grande (casi del tamaño de un continente) y también tan lejano, tanto en distancia como en costumbres, no representaba un atractivo para los viajeros.

Pero hoy en día, la República Popular China ha dejado de ser un destino solo apto para intrépidos y aventureros y se convirtió en una oportunidad para descubrir un lugar fascinante. Esto se debe, principalmente, a una serie de grandes cambios sociales, políticos y económicos que abrieron muchísimas posibilidades para que los turistas podamos conocer este gigante asiático.

viaje a china

Te puede interesar: Cerezos en flor: un espectáculo sublime en la primavera de China

China: turismo lleno de sorpresas

Desde ya te anunciamos que si querés viajar a China, tenés que ir con una mente abierta: es muy probable que quedes extrañado por algunas (o varias) costumbres orientales. Pero no dejes que las diferencias culturales te impidan apreciar la belleza de su gente, sus paisajes y sus tradiciones.

Un dato no menor es que en China se habla muy poco inglés (y cuando decimos “muy poco” queremos decir muy poco), y no se habla nada de español. Por esto es conveniente que tengas todo impreso tanto en inglés como en chino: los pasajes (tanto de tren, autobús o avión), las reservas y hasta las indicaciones de cómo llegar a tu hotel, por ejemplo.

Puede pasarte muchas veces que necesites que alguien te oriente: teniendo los pasajes en chino siempre es más fácil que te indiquen de manera correcta. Si le mirás el lado positivo, podrás decir por la calle lo que quieras sin que nadie te entienda.

China es un país bellísimo por donde lo mires. Animate a lo desconocido y disfrutá de un viaje que no vas a olvidarte nunca más en tu vida. Aprendé de las tradiciones de una cultura milenaria, disfrutá de sus paisajes ancestrales, probá su deliciosa gastronomía y disfrutá de la combinación entre lo antiguo y lo moderno.

el oso panda

También podés leer: Caminar por la espalda del Dragón: recorrer las terrazas de arroz en China

Visa para China

Para viajar a China necesitarás obtener la Visa de turista “L”. Podés solicitarla en la embajada china de tu país. La gestión de las visas tarda aproximadamente un mes, por lo que te recomendamos que hagas el trámite con anticipación. Para completar los trámites necesitás:

  • Pasaporte vigente y que no vaya a expirar en los siguientes seis meses.
  • Que el pasaporte tenga al menos dos páginas en blanco.
  • Foto carnet.
  • Rellenar un formulario de la embajada china que podés solicitar vía web.
  • Pasaje de ida y vuelta a tu país.
  • Reserva del hotel donde te hospedarás.

En el caso de que vayas a visitar a un amigo o familiar, también tendrás que entregar a la embajada china una carta de invitación. En ella se debe incluir:

  • Tus datos (ya que sos el invitado)
  • Datos sobre tu visita: cuándo viajás y cuánto tiempo te quedarás, qué lugares visitarás y tu relación con la persona que te invita.
  • Datos sobre la persona que te invita: nombre, teléfono, su dirección y firma.

hong kong turismo

Te puede interesar: La fascinante belleza China desde el aire

Cuántos habitantes hay en China

China es un país enorme. Y su población es directamente proporcional a su tamaño. Para ser exactos, este país está habitado por 1,386 miles de millones de personas. Por esto es bueno que elijas el momento indicado para visitarlo, ya que tiene un turismo interno con muchísimo movimiento.

Las épocas más recomendables para viajar a China son durante el otoño, que se extiende de septiembre a octubre y durante la primavera, que va de abril a mayo. Durante estos momentos el clima es más apacible en cualquier punto del país y se reducen las enormes diferencias climáticas entre norte y sur.

republica popular china

Te puede interesar: El increíble puente enlazado sobre un río en China

Ciudades de China

En primer lugar, tenés que tener en cuenta que el tráfico en China es infernal, en especial en las ciudades. Por eso no te recomendamos en absoluto el alquiler de un vehículo. Podés andar en bici para recorrer ciertos lugares, y cuando necesites recorrer más distancia podés moverte en tren o en autobús.

A continuación te contamos sobre algunas de las ciudades de China que nos parecen esenciales si es tu primer viaje al país oriental. Cada una tiene su propia particularidad y también su propio clima. Vas a poder encontrar una belleza distinta en cada una de ellas. Así que sin más, ¡buena suerte, viajero!

Beijing

Beijing (o Pekín) es la capital de China. Esta enorme ciudad alberga alrededor de 20 millones de habitantes, y es un lugar en donde podrás disfrutar de la equilibrada y peculiar mezcla entre la cultura ancestral y los aires de modernidad. Aquí el medio de  transporte más recomendable para moverte es el subterráneo (metro).

Hay mucho para ver y conocer en Beijing, por eso lo mejor es ir con calzado cómodo y pedir en el hotel o lugar donde te alojes que te escriban en chino los lugares que querés visitar. Es algo muy útil, recordá que te moverás entre gente que no sabe hablar ni inglés ni español. Otra cosa que te sugerimos es tomarte 3 o 4 días para recorrer la ciudad con tranquilidad y poder disfrutar de ella.

Hay varios lugares que te gustará conocer en Beijing:

  • Palacio imperial de Pekín: más conocido como la Ciudad Prohibida. En este palacio vivieron los emperadores de China por casi 500 años. Podrás deslumbrarte con la arquitectura del lugar y conocer un poco más sobre la historia de la ciudad y del país. Si te interesa profundizar aún más, te recomendamos recorrer el lugar con un guía en español.

cuantos habitantes hay en china

Te puede interesar: China construye el puente colgante más alto del mundo

  • El Templo de los Lamas: también conocido como templo de Yonghe,  es de los monumentos budistas de más importancia en la ciudad. Hoy en día viven allí un grupo de monjes que se dedican al estudio de los astros y a la medicina. No te pierdas de mirar hacia arriba y apreciar sus dorados techos y también de la fragancia a incienso que inunda todo el lugar.
  • El Palacio de Verano: se utilizaba como “jardín imperial” donde la familia real escapaba del abrasador verano de la Ciudad Prohibida. Ubicado a orillas del lago Kunming, es un lindísimo lugar para recorrer. La Torre de la Fragancia de Buda, el Jardín de la Virtud y de la Armonía, la Calle Suzhou, el Jardín del Gusto Armonioso, y la Gran Galería son algunos de los lugares que no podés dejar de visitar en esta hermosa residencia.
  • La Plaza de Tian’anmen: esta es la plaza más grande del mundo y sin dudas es la plaza más importante de toda China. Se construyó en 1949 luego de que se proclamara a China como República Popular. Esta plaza está muy vigilada, por lo que solo podés entrar a través de los controles policiales ubicados en sus extremos. Visitá la Puerta de Tian’anmen, el Museo Nacional de China, la Torre Qianmen, y observá el Gran Palacio del Pueblo, sede del gobierno chino.
  • El Templo del Cielo: con sus 273 hectáreas, el Templo del Cielo o Tian tan, es uno de los mejores lugares para observar la vida de la ciudad en todo su esplendor, ya que cuenta con un parque extenso y muy bello. Este templo es de los más famosos de Beijing y antaño fue el lugar donde el emperador realizaba sacrificios para agradecer al CIelo por las buenas cosechas y frutos, y para pedir que las cosechas próximas fueran buenas.

china turismo

Te puede interesar: El nuevo transporte público de China pasa por encima del tráfico… ¡Literalmente!

La Gran Muralla China

La Gran Muralla China es una de las maravillas de nuestro planeta. Se construyó en el siglo V a.C. y mide 9000 kilómetros de largo. El propósito de esta extensa muralla era el de proteger el territorio del norte de los ataques de tribus nómadas. A medida que pasaron los años, la muralla se ha ido reconstruyendo para que siga en pie en toda su extensión.

Algo clave para visitar la Gran Muralla es decidir qué sección es la que querés recorrer. Hay varias zonas de la muralla que están cerca de Beijing. Así que si visitás esta bella ciudad, aprovechá un día de itinerario para conocer la muralla.

visa para china

Te puede interesar: Indignación por la “peor restauración del mundo” de la Gran Muralla china

La zona de Badaling es de las más famosas porque se ubica a una hora y media de Beijing. Esta es la zona que menos te recomendamos visitar porque, si bien está cerca de la ciudad, está atestada de turistas, por lo que te será dificultoso recorrerla.

Dos sectores de la muralla en que podrás recorrer con más tranquilidad son Mutianyu, y el área entre Jinshanling y Simatai:

  • La primera se ubica a dos horas de Beijing, en una zona de montaña. Encontrarás menos gente que en Badaling, pero tenés que saber que es una zona que ha sido restaurada en su totalidad, cosa que quizás le resta un poco de encanto ya que no se trata exactamente de la muralla original.
  • La segunda zona está a 4 horas de la capital. Es un lugar que podrás recorrer a tus anchas ya que hay poquísima gente. El trekking entre Jinshanling y Simatai dura 4 horas y es una experiencia increíble. Dejate deslumbrar por las vistas que encontrarás en los ocho kilómetros de recorrido.

el oso panda

Te puede interesar: Un Boeing 737, convertido en restaurante en una ciudad china

Xian

La ciudad de Xian es la capital de la provincia de Shaanxi, ubicada en el interior de China. Es un lugar muy conocido en el mundo porque es donde se encontraron los famosos Guerreros de Terrracota. Estas esculturas custodian la tumba del emperador Qin Shihuang en la tierra y en su viaje al más allá, y se encuentran en las afueras de la ciudad, a 30 kilómetros.

Xian también es importante porque fue la cuna de la civilización del país y la primera capital de la China unificada durante doce dinastías. Algunos de los lugares que podés ver y recorrer en esta antigua ciudad son:

  • La Torre de la Campana: construida en el siglo XIV y con 36 metros de altura. Esta torre es el símbolo de la ciudad.
  • Barrio Musulmán: observá desde afuera la Gran Mezquita (solo los musulmanes pueden entrar), recorré sus callecitas y apreciá la fusión del arte musulmán con el chino.
  • Museo de Historia de Shaanxi: si querés conocer la historia arqueológica de Xian, este es el lugar. Se encuentra en el barrio sur de la ciudad.
  • Gran Pagoda del Ganso Salvaje: desde este edificio piramidal que rinde culto al budismo podrás no solo conocer un poco más sobre las costumbres chinas, sino que también tendrás vistas espectaculares de la ciudad. ¡No te olvides de la cámara!

macao china

También podés leer: Los rituales del té: costumbres en Japón, China y Taiwán

Shanghai, China

Shanghai es una ciudad con un ritmo eléctrico. Desde sus colores hasta sus calles llenas de gente yendo de un lado a otro, es una ciudad que no dejará de sorprenderte. Está dividida por el río Huangpu, centro del comercio de la ciudad. Aquí también podrás ver el gran contraste y la convivencia entre lo antiguo y la modernidad pura. Hay mucho que ver en esta bella ciudad.

capital de china

Te puede interesar: China inaugura el ascensor más rápido del mundo: 119 pisos en 53 segundos

  • Paseá en bici por el Barrio Francés: la fusión entre la arquitectura china y la occidental te encantará. Hay mucho que ver en este lindo barrio. Te recomendamos hacer el tour en bici para conocer un poco más sobre su historia.
  • Visitá el Bund: el barrio del Bund es sin dudas uno de los lugares más llamativos y peculiares de Shanghai. Caminá por sus calles observando sus rascacielos y edificios de estilo Art Decó. Llevá tu cámara de fotos.
  • Probá la deliciosa y característica comida de Shanghai: cada provincia china tiene su propia comida típica y especialidades culinarias. Te recomendamos tres restaurantes de Shanghai donde podés probar su comida: Mia’s Yunnan Kitchen, Sichuan Citizen (perfecto para ir con amigos), Yin par les Garçons Chinois (deliciosa comida orgánica y música en vivo los fines de semana).
  • Recorre el Mercado Jiashan: esta es una feria de diseño en la que también se organizan ferias de artesanos y de jardinería urbana. Aquí tendrás la oportunidad de probar una gran variedad de comida típica.

shangai china

También podés leer: Así será el nuevo Planetario de Shangai: un paseo a pie por el universo

Seguí leyendo:

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Por el mundo!

Ayudanos a compartir notas que invitan a viajar

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Por el mundo!

Ayudanos a compartir notas que invitan a viajar

BV

¡Hacete fan!