Múnich: destino turístico preferido de Alemania

Con una larga e intensa historia a sus espaldas, la capital de la región de Baviera cuenta con una notable belleza arquitectónica y natural. Múnich es uno de los destinos turísticos preferidos de Alemania debido a que se trata de una ciudad que muestra una perfecta combinación entre modernidad y tradición.

Cuna del movimiento nazi, Múnich quedó destruida tras los bombardeos sufridos durante la Segunda Guerra Mundial. Tras una intensa rehabilitación, la ciudad fue perfectamente reconstruida y se convirtió en uno de los destinos turísticos más atractivos y populares de Alemania.

Múnich cuenta con numerosos lugares de interés que permiten adentrarse en su corazón para conocer su pasado y su cara más actual

Visitando la Cervecería Hofbräuhaus te transportarás hasta los tiempos de Hitler, en el Palacio de Nymphenburg podrás contemplar la grandiosidad de la que disfrutaba la realeza, y en el Campo de concentración de Dachau, te transportarás hasta el periodo más sangriento de la historia de la ciudad.

Cervecería Hofbräuhaus

Una larga historia llena de historias: su origen se remonta a 1589. Luego, en 1828 la fábrica de cerveza fue trasladada y la cervecería abrió al público por decreto, convirtiéndose en el centro de la vida pública y política de Múnich, contando con importantes personajes como Lenin como clientes asiduos.

Su importancia como lugar de reunión en el mundo de la política, convirtió la cervecería en testigo de importantes acontecimientos, como la proclamación de la “República Soviética de Múnich” o del programa de los 25 puntos por el que pasaría a regirse el partido nazi.

La cervecería quedó completamente destruida durante los bombardeos de 1945 y varios años después, en 1958, se inauguró la construcción actual.

Su apasionante historia y su peculiar ambiente convierte la cervecería Hofbräuhaus en un punto de interés que merece la pena visitar durante un viaje a Múnich

En la actualidad, cada día más de 35.000 personas pasan por los enormes salones de la cervecería, que ya se ha convertido en una de las principales atracciones turísticas de la ciudad, especialmente durante la celebración del Oktoberfest.

Marienplatz

La céntrica plaza conocida como Marienplatz es el centro y el corazón de Múnich desde su nacimiento. Originalmente la plaza se llamaba Schrannen, pero fue renombrada como la Plaza de Santa María, para pedir a la Virgen que protegiera a la ciudad de la epidemia de cólera que la asediaba.

Marienplatz ha sido el lugar de celebración de importantes eventos públicos y festejos desde tiempos inmemoriales, ya fueran celebraciones, torneos o ejecuciones. Con el paso de los años ha conservado su papel como corazón de la ciudad y continúa siendo uno de los puntos más importantes y queridos de Múnich.

Palacio de Nymphenburg

Construido en 1664 como residencia de verano para la familia Wittelsbach, el Palacio de Nymphenburg es una imponente construcción de estilo barroco que cuenta con un interior ricamente decorado.

El palacio presenta un hermoso jardín de marcado estilo inglés con más de 800.000 metros cuadrados de terreno. Con el paso de los años este jardín fue remodelado en diferentes estilos mientras aumentaba su tamaño, hasta que llegó a convertirse en el agradable y sorprendente espacio que muestra en la actualidad.

Oktoberfest

El Oktoberfest es la fiesta más popular de Alemania y una de las más importantes del mundo, siendo imitada en destinos tan dispares como Brasil, Argentina, Chile o Venezuela. Este festival se celebra en Múnich desde el año 1810.

Con una divertida temática que gira en torno al mundo de la cerveza, el festival tiene una duración de entre 16 y 18 días y cada año recibe millones de visitantes provenientes de todas las partes del mundo.

La fiesta nació con el matrimonio entre el Príncipe Luis I de Baviera y Teresa de Sajonia y Hildburghausen en el año 1810. Tuvo tanto éxito que desde entonces ha continuado creciendo hasta convertirse en una importante y multitudinaria celebración.

La celebración
Entre seis y siete millones de visitantes se reúnen cada año en el campo conocido como Theresienwiese (Prado de Teresa) para la celebración de la popular festividad.

El Oktoberfest tiene comienzo cuando tras la llegada de los Wiesnwirte (propietarios de las cervecerías) escoltados por carros de caballos cargados de barriles de cerveza, el alcalde abre el primer barril de cerveza y se realiza un desfile de trajes tradicionales.

Llega entonces el momento de disfrutar de litros de cerveza, comida y diversión que corren a raudales por las carpas del festival.

El Oktoberfest cuenta además con numerosas atracciones de feria, escenarios con espectáculos que van desde la polka hasta la música comercial y un espectacular ambiente festivo capaz de cautivar a todo tipo de visitantes.

Fechas de los próximos Oktoberfest
Oktoberfest 2017: del 16 de septiembre al 3 de octubre
Oktoberfest 2018: del 22 de septiembre al 7 de octubre
Oktoberfest 2019: del 21 de septiembre al 6 de octubre
Oktoberfest 2020: del 19 de septiembre al 4 de octubre

Además de ser conocida por su belleza arquitectónica e histórica y por su Oktoberfest, Múnich es conocida también por su deliciosa comida.

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Por el mundo!

Ayudanos a compartir notas que invitan a viajar

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Por el mundo!

Ayudanos a compartir notas que invitan a viajar

BV

¡Hacete fan!