París con niños: diez actividades para hacer sin pasar por Eurodisney

El turismo familiar que llega a París tiene como principal objetivo Eurodisney, pero París ofrece muchas otras actividades para los niños.
paris con niños

Si llegás a París con niños, es importante saber que hay vida más allá de Euro­dis­ney. En París podrás encon­trar par­ques de atrac­cio­nes, tea­tros de mario­ne­tas, cien­cia recrea­ti­va, cir­co, zoo, paseos a caba­llo, embar­ca­cio­nes y muchas más acti­vi­da­des para niños y niñas. La ofer­ta de ocio, cul­tu­ra, jue­gos y entre­te­ni­mien­to para via­jar a París con niños y en fami­lia es des­lum­bran­te.

Actividades para niños en París sin ir a Eurodisney

Aquí te pre­sen­ta­mos una selec­ción de las diez mejo­res acti­vi­da­des que podrás dis­fru­tar en París, estan­do en fami­lia o con tus niños, todas ellas diver­ti­das, ame­nas y edu­ca­ti­vas.

1. La Cité des Sciencies et de L’Industrie del parque de La Villette

Se tra­ta de un enor­me museo de la cien­cia, el ocio y el cono­ci­mien­to, situa­do den­tro del par­que de La Villet­te de París. En el museo de la cien­cia de París se ilus­tran nume­ro­sos aspec­tos de la cien­cia y la tec­no­lo­gía moder­na a tra­vés de acti­vi­da­des inter­ac­ti­vas, siem­pre bus­can­do diver­tir y entre­te­ner.

ciudad de los niños paris

La Ciu­dad de las Cien­cias y la Indus­tria de París cuen­ta con sec­cio­nes infan­ti­les:

  • La Cité des Enfan­ts (Ciu­dad de los Niños).
  • Tech­no Cité, don­de los más peque­ños pue­den apren­der jugan­do.

2. Jardín d’Acclimatation

El Jar­dín de Acli­ma­ta­ción es un par­que de atrac­cio­nes de París que tie­ne un tea­tro infan­til, cir­co, un club de ponis, tren en minia­tu­ra y bar­cos. Aquí tam­bién se encuen­tra el Musée en Her­be, crea­do espe­cial­men­te para los más peque­ños, con acti­vi­da­des didác­ti­cas y talle­res de arte y dibu­jo.

3. Bois de Vincennes

El bos­que de Vin­cen­nes es el mayor espa­cio ver­de de París y dis­po­ne de sen­ci­llas atrac­cio­nes para niños en el Parc Flo­ral, a buen pre­cio. Tam­bién alber­ga varios tea­tros, espec­tácu­los de gui­ñol, gran­jas, tio­vi­vos, hipó­dro­mos, lagos don­de mon­tar en bar­ca y una pre­cio­sa reser­va de aves.

4. Palais de la Découverte

Den­tro del Grand Palais, en los Cam­pos Elí­seos de París, hay un museo de cien­cia y cen­tro cul­tu­ral orien­ta­do a los niños y los más jóve­nes. Sus obje­ti­vos son didác­ti­cos, pero es un museo muy entre­te­ni­do. Los miem­bros del per­so­nal actúan como inven­to­res, así que no resul­ta difí­cil tirar de la len­gua al pro­pio Edi­son para que te reve­le secre­tos cien­tí­fi­cos.

5. Ménagerie

Ména­ge­rie es el zoo más anti­guo de París, empla­za­do en el Jar­din des Plan­tes, el mayor par­que botá­ni­co de la capi­tal pari­si­na. Uno de los prin­ci­pa­les encan­tos del zoo es la posi­bi­li­dad de acer­car­se bas­tan­te a los ani­ma­les. En este gran zoo de París, que cau­ti­va­rá la aten­ción de los más niños, des­ta­ca la casa de los leo­nes, don­de habi­tan gran­des feli­nos, entre ellos pan­te­ras de Chi­na. Tam­bién hay un recin­to dedi­ca­do a los monos, un foso con osos, un gran avia­rio con pája­ros acuá­ti­cos, una gran sec­ción dedi­ca­da a rep­ti­les…

6. Cirque de París

El Cir­co de París ofre­ce entre­te­ni­mien­to infan­til todo el día. Los niños pue­den jugar con los ani­ma­les, maqui­llar­se como los paya­sos o prac­ti­car equi­li­brios en la cuer­da flo­ja. Des­pués de una maña­na de jue­gos y entre­na­mien­tos, tie­ne lugar la comi­da, com­par­tien­do mesa con los artis­tas. Lle­ga enton­ces la hora de for­mar par­te de la audien­cia y pre­sen­ciar el fabu­lo­so espec­tácu­lo cir­cen­se.

7. Aquaboulevard

El gigan­tes­co par­que acuá­ti­co Aqua­bou­le­vard es uno de los mejo­res luga­res para lle­var a ado­les­cen­tes que pue­des encon­trar en París. Ade­más de pis­ci­nas, tobo­ga­nes, loo­pings y todo tipo de atrac­cio­nes acuá­ti­cas, el par­que cuen­ta con recin­tos de tenis, salas de cine y tien­das, entre otros ser­vi­cios.

8. Paseos en barco por río Sena de París

Hacer un reco­rri­do en bar­co con los niños es una for­ma estu­pen­da y diver­ti­da de pasar una tar­de en fami­lia reco­rrien­do el cen­tro de París por el río. Varias empre­sas tie­nen bar­cos que zar­pan des­de dife­ren­tes embar­ca­de­ros del río Sena y pasan por monu­men­tos como Notre-Dame, el Lou­vre y el Musée d’Orsay. Otra alter­na­ti­va es pasear en bar­co en fami­lia por los lagos del Bois de Bou­log­ne o del Bois de Vin­cen­nes.

9. Montar a caballo en París

En Bois de Bou­log­ne y Bois de Vin­cen­nes se pue­de rea­li­zar otra diver­ti­da acti­vi­dad fami­liar: mon­tar a caba­llo. Si los niños son dema­sia­do peque­ños para emo­cio­nes tan fuer­tes, siem­pre se pue­de optar por los caba­llos inani­ma­dos de los encan­ta­do­res tio­vi­vos de épo­ca de Forum des Halles, Hotel de Ville o Sacré-Coeur.

10. Curiosidades de París para visitar en familia

Las cata­cum­bas de París inte­gran una lar­ga serie de túne­les de cons­truc­ción roma­na deco­ra­dos con crá­neos. Para los niños más atre­vi­dos, la Con­cier­ge­rie, en la cén­tri­ca Île de la Cité, es una pri­sión for­ti­fi­ca­da don­de pasa­ron sus últi­mos días nume­ro­sos des­ven­tu­ra­dos aris­tó­cra­tas.

Datos útiles

Para ahorrar tiempo y dinero en el metro compra una tarjeta de metro Ticket t+ que permite 10 viajes con una duración cada uno de 90 minutos incluyendo los transbordos. Los niños entre 4 y 10 años pueden sacarse a tarjeta Ticket t+ con un descuento del 50%. Los niños de 0 a 3 no pagan en el metro de París.

Consultá itinerarios de la red de bus, metro y tranvía en este enlace del transporte público de París.

Te puede interesar: