Busch Gardens: un combo perfecto entre adrenalina y naturaleza

El parque temático de Tampa, a dos horas de Orlando, tiene montañas rusas increíbles y un zafari inolvidable.

Si tu familia o grupo tiene gustos y edades diversas, Busch Gardens, en Tampa, Florida, es el lugar perfecto para pasar un día genial. Hay increíbles propuestas para los que disfrutan la adrenalina de las montañas rusas, juegos súper entretenidos para los más chicos y un zafari maravilloso para entrar en contacto con animales increíbles.

Ubicado en Tampa, este parque temático de la compañía SeaWorld combina lo que es un parque de atracciones con una reserva natural con especies que sólo podrías ver en las profundidades del África.

Busch Gardens ofrece a los visitantes 120 hectáreas de fascinantes recreaciones, basadas en exploraciones exóticas en todo el mundo. De hecho, aloja uno de los zoológicos más importantes de Estados Unidos, con más de 12.000 animales.

Te contamos nuestra experiencia y lo que encontramos en nuestra visita, en el mes de enero 2020, con una excelente temperatura. Qué hacer en Busch Gardens y cuáles son las atracciones que no te podés perder.

Un día en Busch Gardens

Comenzamos nuestro recorrido paseando por Bird Gardens, un gigantezco aviario donde más de 500 aves tropicales de todo el mundo pintan el cielo con un arco iris de colores brillantes. Ahí mismo empezó nuestro encuentro con animales, que siguió con flamencos, canguros y aves.

Continuamos con nuestro recorrido y llegamos al área temática para los más pequeños, Sesame Street Safari of Fun. En esta sección hay una pequeña montaña rusa y un enorme laberinto de redes que muchos adultos se animan a disfrutar en compañía de sus hijos. Es realmente formidable.

Hacía mucho calor, por lo que fuimos a Stanley Falls Flume en Stanleyville. En esta atracción familiar, subimos un bote donde nos empapamos de diversión. En frente, a unos metros, se encontraba Sheikra, una montaña rusa pensada para valientes, donde te dejam varios segundos quieto, asomado a una caída libre de 90 grados que te recibirá impiadosa instantes después. Nos animamos: fue increíble.

Envalentonados, le pusimos el cuerpo a Tigris, otra de las montañas rusas más famosas del parque, que te lleva por el cielo a más de 100 kilometros por hora y da una gran cantidad de giros que harán que nunca te olvides de este felino.

Después nos adentramos en Jungala, donde nos divertimos en los botes del Congo River Rapids, una atracción llena de cascadas y cuevas acuáticas que garantiza un rato fabuloso.

En esta área, sabíamos que nos quedaba un desafío más: allí se encuentra una de las mejores montañas rusas del mundo: Kumba. ¿Su propuesta? Caer desde 20 metros y girar 360 grados durante más de 10 segundos, llevando la adrenalina a extremos impensados.

Ya era el mediodía, por lo que almorzamos en la tierra de Pantopia, donde nos topamos con otras dos montañas rusas, una familiar y otra extrema, y Falcon’s Fury... Debemos confesar que hasta ahí llegó nuestro coraje: no nos animamos. Bastó ver ese tremendo “ascensor” subiendo 90 metros para luego girar tu asiento 90 grados y dejarte caer a 96 kilómetros por hora para decidir que en esta caso contaríamos la “experiencia” desde afuera. Perdón, lector.

Luego pasamos a Nairobi y nos subimos al tren que recorre todo el parque y te lleva a un safari donde podés ver elefantes, cebras, jirafas y mucho más. El tren, llamado “Serengeti Express Railway” (Ferrocarril Expreso del Serengeti), avanza por la Planicie Serengeti, regalando la oportunidad de observar rebaños de animales africanos que deambulan en libertad.

En The Edge of Africa se suman desde hipopótamos hasta leones y, a al terminar, podés dar una vuelta en Cheetah Hunt, que fue en su momento la montaña rusa más rápida del mundo.

Ya finalizando el día, fuimos a la última área temática, Egypt, donde nos esperaban otras dos montañas rusas: Cobra’s Course, más familiar, y Montu, de alta intensidad. Valen la pena. Juntá coraje y probala.

Animal Care Center

El Animal Care Center (Centro de Cuidado de los Animales) es un área del parque donde los visitantes pueden ver -e incluso participar- en la experiencia de cuidado de los animales. Podés ver desde rayos X hasta cirugías: muchos procedimientos veterinarios están en exhibición en un centro con tecnología de última generación.

Para los más chicos, también encontrarás entretenimiento en las tierras del Congo y Tombuctú. Allí, toda la familia podrá disfrutar de los Náufragos Critter, un espectáculo que se desarrolla en el Teatro de jardín (Garden Theater), o “A is for Africa”, una actuación musical protagonizada por Elmo, Abby, Cookie Monster y otros personajes favoritos de Sesame Street.

Para conocer los horarios de las funciones y de las comidas de los animales que fascinan a los pequeños, lo ideal es agarrar el programa diario que te ofrecen en la entrada del parque

Antes de salir, nos quedamos un rato imaginando lo que se viene… Pudimos ver el esqueleto de la nueva montaña rusa Iron Gwazi, que se inaugurará este año. Será la rápida de Norteamérica y tendrá la caída más empinada del mundo. La conclusión fue rápida: tenemos que volver.

 

Para conocer el precio de las entradas a Busch Gardens, horarios y otras cuestiones, visitá su sitio oficial.

Te puede interesar:

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo
¡Hacete fan de
Por el mundo!

Ayudanos a compartir notas que invitan a viajar

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Por el mundo!

Ayudanos a compartir notas que invitan a viajar

BV

¡Hacete fan!