Impuestazo del 30% para viajes y gastos con tarjetas en el exterior

Lo definió el Gobierno y se anunciaría en las próximas horas. Afectan todos los consumos en moneda extranjera con tarjeta.

El “dólar turista” está de regreso. Es una de las decisiones que integran el paquete de medidas tendientes a cuidar reservas y seguir limitando el acceso a dólares por parte de empresas y particulares y, de paso, mejorar la recaudación fiscal. El “recargo” será de un 30% y alcanza a los pasajes aéreos, hoteles y todo tipo de gasto que se realice con tarjeta en el exterior. Entre estas compras, por ejemplo, los abonos de Netflix, Spotify, Amazon o lo que fuere que se pague a un proveedor extranjero. También afectará severamente a las empresas que tienen insumos en dólares, como software, hosting, etc.

Podés ver más: Vuelve el «dólar tarjeta»: impuesto del 30% a consumos con moneda extranjera.

Si bien los funcionarios del nuevo Gobierno anticiparon que no iba a haber cambios en el cepo que heredaron del gobierno anterior, a días de asumir resucitan medidas que había tomado Cristina Kirchner durante su última gestión. Así lo aseguró Santiago Cafiero. “El impuesto que se le va a cobrar las compras en el extranjero será del 30%”, precisó. Recordemos que ese recargo se aplicó en marzo de 2013 y arrancó con una alícuota del 20%. Pero luego saltó al 27% y terminó en el 35%. Las alícuotas fueron elevándose a medida que se acentuaba el retraso cambiario.

Podés ver: Cuál es el mejor mes para reservar pasajes de avión

El recargo no puede superar el 35%, dado que por encima de ese techo, ya que esa medida puede ser interpretada por la Corte Suprema como “confiscatoria” y podría alentar reclamos judiciales.

La medida afecta a la compra de tickets aéreos con destino al exterior y a los paquetes turísticos, incluyendo hoteles y excursiones

También afecta a las compras con tarjeta en moneda extranjera, que representan el 60% de las erogaciones de divisas que salen bajo la categoría “gastos por turismo”.

La penalidad al “tarjeteo” no sólo será para quien utilice los plásticos en algún lugar fuera del país. También alcanzaría a quienes los usan para pagar servicios como Netflix o Spotify, así como también suscripciones a medios del exterior. Y, desde ya, a aquellos que utilizan plataformas de ecommerce, como Amazon o Alibaba, para hacerse traer productos del exterior a través del correo o empresas courier.

viajar barato

Podés ver: Viajar barato: trucos para gastar menos y recorrer más

De modo que el surgimiento de este recargo también le pegaría de lleno al “puerta a puerta” que, desde que fue relanzado por Macri en abril de 2019 y hasta noviembre, movió la friolera de 2,6 millones de paquetes, con más de 600.000 usuarios registrados.

El otro punto que está en debate es el mecanismo: en el Gobierno ven a este recargo como una importante fuente de recaudación. Por eso se busca la manera de que no sea reembolsable ni descontable de Ganancias.

Te puede interesar: