Tipos de maquillaje para cada momento del día

El maquillaje social tiene muchas variantes que podés aprender siguiendo pasos básicos. Consejos para lucir espléndida durante el día y la noche.
tipos de maquillaje
MercadoLibre

Presentado por Ideas Mercado Libre. By Buena Vibra Branded Content

Para el día o para la noche; para el trabajo, para un paseo o para lucir fantástica en un casamiento o fiesta de gala… Hay distintos tipos de maquillaje para cada momento y ocasión. Claves y consejos para embellecer tu rostro con el make up indicado. 

maquillaje social

Podés leer: Tips de maquillaje: consejos para que te veas más linda

Tipos de maquillaje

Dentro de lo que los cosmetólogos definen como maquillaje social, hay distintos estilos. Si bien su característica principal es que busca corregir o disimular imperfecciones y embellecer el rostro, hay diferentes tipos según sea para el día o la noche o el lugar o evento para el cual te preparás.

En general, podemos hablar de tres grandes tipos de maquillaje social:

  • Maquillaje de día: si bien es un estilo menos cargado que el nocturno, no implica que salgas a cara lavada. Suele ser un make up en tonos más luminosos, donde pueden predominar los dorados, marrones, tonos rosas, y también se le da muchísima importancia a la prolijidad y luminosidad de la piel. Podés ver: Contouring: cómo maquillarte según la forma de tu rostro.
  • Maquillaje de día con delineado y boca roja: es una variante del anterior con algunos extras. La diferencia es que se delinean los ojos con una “colita” al final para alargarlos y se suma una linda boca color rojo. Muy chic.
  • Maquillaje de noche: el make up nocturno acompaña looks muy elegantes y suele ser más cargado que un maquillaje de día. Podés jugar con varios colores intensos sin miedo, ya que la noche atenúa todo el maquillaje.
  • Smokey eyes: es un tipo de maquillaje de noche en el que se resaltan mucho los ojos. En general, se hace con sombra negra y la boca suele ser de color nude para darle a los ojos más protagonismo y para lograr armonía en el rostro, sin sobrecargas. Podés leer: Cómo maquillarse los ojos como una profesional.

Maquillaje social paso a paso

El paso a paso del make up de día y de noche es bastante similar. La diferencia principal es que uno es más intenso que el otro por el momento en que se lucen. Para regular esa intensidad tenés que hacer foco en los colores, los brillos de los cosméticos y, también, en la forma de tu rostro (tus rasgos, la simetría, etc.) y el estilo que querés llevar. 

Los primeros pasos que comparten todos los tipos de maquillajes tienen que ver con cómo preparar tu piel. Es fundamental limpiarla e hidratarla antes de embellecerla. Es más: si al día siguiente tenés un evento muy especial, te recomendamos que la noche anterior evites tomar alcohol o consumir alimentos con mucha sal y hagas algún tratamiento para exfoliar y nutrir tu piel (siempre que no tengas piel sensible).

Te puede interesar: Tendencias maquillaje 2019: claves de la temporada

Pasos previos al maquillaje (de día y de noche)

  • Limpiá tu piel: antes de hidratar la piel es importante que la limpies de todas las impurezas que se van acumulando durante el día sin darte cuenta. Para ésto, podés pasar un algodón con agua micelar, un gel de limpieza o un tónico o astringente si tenés piel grasa. 
  • Nutrí tu piel: luego de la limpieza es importante que te tomes el tiempo de hidratar la piel. Puede ser con una crema facial o alguna mascarilla hidratante (como las de Purederm). Recordá que, para los párpados y el contorno de ojos, necesitás una crema específica. Después de la aplicación, tomate un par de minutos para que la piel absorba la crema.
  • Sellá tus poros: es un paso opcional, pero especialmente recomendado para los días muy húmedos o de mucho calor. Sellá tus poros con alguna crema específica para este fin o con algún truquito casero: pasá por tu piel un cubito de hielo por la zona T (frente, nariz y costados de la nariz, mentón), que suele ser la más porosa; no sólo ayuda a cuidar tu piel sino que también contribuye a que el maquillaje dure más.

piel sensible

Podés leer: Cómo hidratar la piel y combatir el envejecimiento

Cómo hacer un maquillaje de día clásico

Como lo más importante en un maquillaje de día es la luminosidad del rostro, recurre a los tonos más claros como rosados, dorados, marrones cálidos, etc. Es un buen maquillaje para 15 años, por ejemplo, porque es lindo y simple.

Luego de preparar tu piel, los pasos a seguir son:

  • Ojos: es más conveniente empezar por ellos porque después es más fácil limpiar el exceso de sombra que haya manchado otras zonas del rostro. Primero neutralizá el color de los párpados aplicando un poco de corrector o base y esperá unos minutos a que se absorba. Marcá la profundidad del ojo (huequito de forma ovalada entre el párpado móvil y fijo) con un tono marrón “dulce de leche”. Después esfumalo con movimientos circulares del pincel para que el color tenga la misma intensidad en toda la línea. Pintá el párpado móvil con ese mismo color marrón. Luego aplicá en el centro del párpado móvil y el lagrimal interior algún tono dorado que te guste. Para enmarcar el ojo, agregá un triangulito de marrón oscuro en el vértice exterior del párpado móvil. Esfumá todo. Podés agregar sombra vainilla por debajo de las cejas para iluminar el ojo. Después esfumá todo con un pincel limpio para integrar todos los colores entre sí. Para más intensidad, podés marcar con marrón el delineado exterior de la parte inferior del ojo. Luego cargá tus pestañas con varias capas de máscara de pestañas.
  • Cejas: podés usarlas al natural o rellenarlas un poco para enmarcar el rostro. Si vas por la primera opción, peinalas. Si querés rellenarlas te recomendamos que lo hagas con alguna sombra mate que sea uno o dos tonos más claros que el color de tus cejas y que apliques el producto de manera muy suave.
  • Piel: elegí una base iluminada y liviana para lograr un look fresco. Aplicala por todo el rostro usando una brocha de punta “chata” o una esponjita húmeda. Lográ que quede pareja en todo el rostro y aplicá por el cuello también. Luego, con un corrector uno o dos tonos más claro que la base, iluminá la zona de las ojeras, la pera, los costados de las aletas de la nariz y el centro de la frente (entre las cejas). Unificá las partes más claras con la brocha o esponja que usaste para la base para evitar el efecto “oso panda”.

 

marcas de maquillaje profesional

Te puede interesar: Mejores marcas de maquillaje 2019

  • Contorno: enmarcar el rostro es un paso sutil pero importante. Primero marcá los pómulos con rubor (puede ser en un tono marrón o rosado). Si querés alargar tu rostro, apuntá esta línea hacia el mentón. Si querés redondearlo, apuntá la línea hacia la punta de tu nariz. Después pasá la brocha por el marco de tu rostro aplicando el producto de manera muy leve.
  • Iluminación: para darle a tu cara un poco más de luz, te recomendamos aplicar un iluminador en crema o en barra. Los lagrimales internos, la punta de la nariz, el mentón y la zona “C” que rodea el costado exterior del ojo son cuatro lugares clave.
  • Labios: podés elegir entre la gama de los marrones y de los rosados así también como un tono nude para acompañar. Si querés algo luminoso pero más natural podés optar por un gloss con brillo. 
  • Sellá tu maquillaje: puede ser con un spray de larga duración como el All Nighter de Urban Decay o con algún polvo compacto incoloro en las zonas de más “peligro”: ojeras, mentón, costados de la nariz y centro de la frente.

Maquillaje de día con delineado y boca roja

Es tipo de make up diurno prioriza la luminosidad de la piel y le agrega dos complementos muy chic: delineado con colita y boca roja. Es un buen maquillaje para novias más atrevidas o vanguardistas. Los pasos a seguir en este estilo son muy parecidos al anterior, salvo por la manera de encarar los ojos y la boca. Lo demás es igual.

maquillaje artistico para niños

Te puede interesar: Mejores bases de maquillaje 2019

  • Ojos: neutralizá el color de tus párpados cubriéndolos con corrector o base. Luego de su absorción, podés marcar la profundidad y pintar el párpado móvil con un tono dulce de leche o un rosado muy tranquilo. Después delineá tus ojos de manera fina y terminá la colita siempre apuntando hacia arriba. Si te confundís no te preocupes: tené una brocha pequeña y corrector a mano para corregir los errores.
  • Labios: una boca roja es muy vistosa y debe estar muy prolija. Tené a mano la brocha pequeña y un poco de base para corregir. Primero delineá tus labios con un lápiz rojo y rellenalos (si no tenés lápiz, hacelo con el mismo labial y una brocha finita). Después pasá la barra por la totalidad de tus labios y listo. Recordá llevar el labial en la cartera para para retocarte en caso de que el color pierda intensidad.

Maquillaje de noche

Sin llegar a un estilo recargado, podés jugar muchísimo en este tipo de maquillaje. Colores, intensidad, brillo, glamour… La clave está en el equilibrio para no perder elegancia.

Muchos de sus pasos se parecen al del maquillaje de día, cambiando hacia colores más oscuros tanto en ojos como en contorno y labios. 

Colores de labiales

Te puede interesar: Colores de labiales: consejos para cada tipo de piel

  • Ojos: la paleta de colores puede ser en marrones oscuros, rosados intensos, dorados y negros, y, para quien se anime, hasta azules y violetas. El make up de ojos más tradicional para la noche es igual al de día, pero pintando el “triangulito” que va en el vértice exterior del párpado móvil con sombra color negro. Luego recargá tus pestañas con varias capas de máscara y agregá un delineado por todo el ojo para darle más intensidad a la mirada (hacelo si tus ojos son grandes; si son pequeños solo delineate arriba). Si querés una mirada más intensa podés aplicarte pestañas postizas.
  • Labios: podés elegir tonos más oscuros o arriesgados como bordó, violeta, rojo, etc. Siempre recordá que, cuando recargás tus ojos, los labios deben tener un color tranquilo y viceversa. Esto te ayudará a lograr un maquillaje armonioso.
  • Contorno de rostro: para marcar los pómulos, podés agregar un poco más de color con marrones un poco más oscuros que los del maquillaje de día. 

Te puede interesar: Cómo aprender a maquillarse: una guía paso a paso

Smokey eyes

Es un maquillaje que prioriza los ojos y te da un look muy sexy. En general, te recomendamos usarlo para acompañar vestimentas simples que podés “levantar” con este tipo de make up más jugado. Algunas claves: 

  • Ojos: después de neutralizar los párpados con corrector o base, aplicá sombra marrón oscura en la profundidad del ojo. Con un delineador en gel, cubrí todo el párpado móvil con sombra negra. Esfumá la sombra marrón con la negra para lograr un mejor fundido y el efecto “humo” propio del smokey. En el caso de que quieras bajar un poco el negro del párpado, utilizá sombra color vainilla. Luego, con un pincel más fino mezclá las dos sombras principales y marca la línea inferior del ojo (por fuera) hasta el lagrimal interno. Agregá mucha máscara de pestañas. Para darle más intensidad, podés delinear ambas marcas de agua (superior e inferior) con delineador en gel o agregar perlitas (brillos) al párpado móvil. O ambas.
  • Labios: acompañá estos intensos ojos con un tono nude para tu boca. Algún marrón claro o rosa discreto van bien.

Seguí leyendo:

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Movida Sana!

Ayudanos a compartir notas buenas para tu salud

BV

¡Hacete fan!