Mucho, poquito, nada… Signos compatibles en el amor según Horangel

El famoso astrólogo Horangel nos cuenta cuáles son los signos compatibles en el amor en 2019-2020.
horoscopo amor 2020

Hay signos del zodiaco más compatibles en el amor y otros que tiene vínculos más complicados. Signos que se llevan súper bien y tienen una conexión casi mágica y otros cuya relación tiene una química difícil y con tensiones varias.

Según los astrólogos, cada signo zodiacal tiene a su complemento ideal en el amor. Te contamos cuáles con los signos compatibles según Horangel para el 2019-2020.

los signos y el amor

Podés leer: Astrología: lo que enamora y separa a cada signo

Signos compatibles en el amor

  • Aries con Aries: Se atraen y rechazan al mismo tiempo. De no mediar una conducta inteligente, entablarán una competencia involuntaria. Frente a frente, ambos anteponen la emoción a la razón. Su intimidad suele ser muy intensa y apasionada, pero no siempre ayuda a estabilizar el clima afectivo. Deben contar hasta diez antes de reaccionar.
  • Aries con Tauro: Son dos ritmos vitales diferentes. Aunque les cuesta coincidir en gustos, pensamientos y estilos de vida, suelen congeniar en la intimidad. Cuando ambos respetan la manera de ser del otro, la relación puede prosperar. Aries no debe presionar a Tauro y este no debe acosar a Aries.
  • Aries con Géminis: Tienen varios aspectos en común. Concuerdan en organizar viajes, hacer planes de último momento y realizar cambios repentinos. Suelen llevarse bien cuando Géminis se adapta a las exigencias de Aries. Si Aries se abre al romanticismo, pueden alcanzar la plenitud sexoafectiva.
  • Aries con Cáncer: Sienten atracción y desconfianza mutuas. Sus intereses emocionales obedecen a motivaciones diferentes. Aries debería ser más amable con Cáncer. Si no llegan a comprender las necesidades del otro, la convivencia será tormentosa.

ramón torres psicólogo

Podés leer: Por qué es tan difícil dejar relaciones tóxicas

  • Aries con Leo: Están hechos el uno para el otro. Son ambiciosos, muy sociables y siempre logran destacarse. En la convivencia diaria suelen llevarse tan bien como en la intimidad. Cuando Aries pondera los esfuerzos de Leo (exalta su ego), alcanzan la felicidad.
  • Aries con Virgo: Aunque suelen llevarse bien en la amistad y el ámbito laboral, son personalidades poco afines para llevar adelante una relación de pareja. Virgo no logra entender los arrebatos de Aries y a este lo impacienta la lógica virginiana. Solo con ternura y mucha paciencia logran la armonía.
  • Aries con Libra: Al ser signos antagónicos, uno tiene lo que le falta al otro. Cuando tienen un objetivo en común, se complementan. Cuando compiten entre sí, la desconexión es absoluta. Para que la pareja prospere, Aries tiene que ser más tolerante frente a los vaivenes librianos.
  • Aries con Escorpio: Son dos personalidades intensas que suelen llevarse muy bien en el plano social o en la amistad. En la intimidad, la fogosidad de Escorpio se suma al extremismo ariano y los lleva al límite extremo del placer. La cordialidad será clave para lograr una buena convivencia. Aries no debe sacar de las casillas a Escorpio ni desafiarlo a un duelo verbal.

carta natal interpretacion

Podés leer: Horóscopo chino 2020: claves del año de la Rata

  • Aries con Sagitario: Existe cierta similitud en sus arrebatos emocionales. En la pareja, son efusivos y enérgicos. No conocen la monotonía. Si quieren disfrutar de una relación armónica y perdurable, Aries no tiene que mostrarse brusco con Sagitario ni ofenderlo con palabras crueles.
  • Aries con Capricornio: Ante las mínimas diferencias de criterio, corren el riesgo de enemistarse. Se respetan, pero recelan uno del otro. Aunque no suelen hablar el mismo lenguaje, en la intimidad logran una conexión profunda. Si Aries es sutil y aprende a controlar su temperamento intempestivo, la relación se consolidará.
  • Aries con Acuario: Tienen muchas afinidades y se entienden a la perfección. A veces, Acuario puede sentirse un poco asfixiado por las demandas de Aries, pero en líneas generales alcanzan un alto grado de complicidad afectiva. Cuando Aries se muestra menos rígido y exigente, conquista el corazón de Acuario.
  • Aries con Piscis: No se llevan mal, pero no llegan a comprender bien los sentimientos del otro. Aunque en la intimidad logran un gran entendimiento, frente a los inconvenientes de la vida cotidiana, surgen las diferencias. Aries tendrá que aprender a ser más paciente con el sensible y soñador Piscis.

horoscopo 2020

Podés leer:  Predicciones 2020: el horóscopo para cada signo

  • Tauro con Tauro: Tienen muchos puntos en común, especialmente, en lo referido al sexo, la organización familiar y la vida social. Como tienen la misma polaridad, se atraen y rechazan a la vez. Su terquedad los aísla. Cuando se calman y tratan de comprender al otro, logran una unión profunda.
  • Tauro con Géminis: No se entienden en los pequeños detalles del día a día, pero saben cómo lograr la armonía. Para que la relación prospere, Tauro deberá ser más tolerante con ciertas informalidades de Géminis. Este signo, a su vez, deberá sostener el rumbo sin dar tantos golpes de timón.
  • Tauro con Cáncer: Les sobran coincidencias. Los dos disfrutan de los placeres, la vida familiar y el sexo. El punto de discrepancia es la manera de administrar el dinero. Para mejorar la convivencia, Tauro tendrá que respetar los sueños de Cáncer y este, ser menos susceptible frente a los planteos realistas de su pareja.
  • Tauro con Leo: Cuando luchan juntos por un propósito o defienden la misma causa forman un bloque sólido y sin fisuras. Pero como los dos son competitivos, ante el mínimo desacuerdo surge una rivalidad exagerada. Cuando Tauro se esfuerza por ser más demostrativo y Leo se muestra menos arrogante, la relación prospera.

predicciones 2020

Podés leer: Horóscopo 2020: predicciones para una nueva década

  • Tauro con Virgo: Entre los dos hay una gran afinidad. Salvo que alguna inestabilidad emocional genere distanciamiento, se entienden perfectamente en la vida cotidiana y en la intimidad. Tienen muchos intereses en común. Para mejorar el vínculo, Virgo tendrá que moderar sus críticas.
  • Tauro con Libra: Comparten principios y metas de vida, pero difieren en cuanto al criterio con el que cada uno asume las obligaciones cotidianas. En la intimidad logran el mayor entendimiento. Para evitar roces, Tauro deberá ser más cordial con Libra y este, comportarse con menos frivolidad.
  • Tauro con Escorpio: Los dos son egocéntricos, tenaces y responsables. Esas son las únicas coincidencias, son disímiles en el resto. Frente a la mínima diferencia, se convierten en rivales. Será necesario que aprendan a respetar las “peculiaridades” del otro. Tauro tendrá que abrirse al diálogo y Escorpio deberá ser menos mordaz.
  • Tauro con Sagitario: Son afines en todo, a excepción de sus intereses culturales. Ambos comparten los placeres de la buena vida, como la gastronomía y los viajes. Entre ellos, la atracción física es tan poderosa como perdurable. Para que exista más armonía, Tauro deberá ser menos sobreprotector con Sagitario. A su vez, convendría que los “centauros” sean menos alborotadores.
  • Tauro con Capricornio: Se estiman, entienden y complementan. No compiten entre ellos: se respetan y admiran. Aunque disienten en lo intelectual, entre ellos la atracción es inevitable. Tauro no debería menospreciar la creatividad de Capricornio y este, debería adaptar su autosuficiencia en función de un mayor compañerismo.

Podés leer: Cuando el amor duele: cómo detectar situaciones de dependencia afectiva

  • Tauro con Acuario: Aunque les cuesta lograr la armonía, se atraen compulsivamente. Aunque cada uno muestre un tipo de sensibilidad antagónica a la del otro, terminan por ser arrastrados por una pasión volcánica. A Tauro le convendría ser más espontáneo y a Acuario, más pragmático.
  • Tauro con Piscis: Suelen construir una relación sólida. Para lograr un mayor entendimiento, deberían evitar los temas espirituales o filosóficos tan afines a Piscis. Tauro tendría que ser más delicado y Piscis, más realista.
  • Géminis con Géminis: Son ingeniosos y expresivos. Se atraen y se rechazan con la misma intensidad. En un momento congenian y al siguiente, compiten. Su vida íntima es vehemente e impetuosa. La novedad los unirá siempre. Les convendría no compartir el ámbito laboral.
  • Géminis con Cáncer: No pueden resistir la atracción por el otro, pero sus diferentes sensibilidades suelen producir roces y diferencias entre ellos. Discuten por nimiedades. Para una convivencia más armónica, Géminis no debería incitar a Cáncer y este tendría que mostrar un poco más de vivacidad.
  • Géminis con Leo: Les resulta fácil ponerse de acuerdo mientras no se trate de realizar tareas de gran concentración. Suelen mantener un clima de gran armonía en la pareja. Para consolidarla aún más, convendría que Géminis sea ordenado y Leo, más elástico.
  • Géminis con Virgo: Se atraen y se entienden intelectualmente. Cuando se aman, se respetan y protegen. Pero tienen tal disparidad de criterios que, frecuentemente, suelen reñir. Para evitar estos disgustos, Géminis tendrá que actuar con más calma y Virgo deberá ser menos severo en sus juicios.
  • Géminis con Libra: Los dos son cariñosos, amables y efusivos. En esta pareja suele reinar la concordia, salvo cuando alguno de ellos debe hacerse cargo de las responsabilidades que el otro no asume.Sería conveniente que no compartan el ámbito laboral para evitar rivalidades. De esa manera, va a mejorar la convivencia.

horoscopo chino

Te puede interesar: Horóscopo chino: qué animal y qué elemento soy

  • Géminis con Escorpio: Entienden como pocos el juego de la seducción, siempre dispuestos a conquistar y a caer en “las redes” del otro. En la intimidad alcanzan placeres singulares, pero cualquier contrariedad puede llegar a enfriarlos. Si Géminis se muestra más sosegado y Escorpio se esfuerza en ser tolerante, la pareja será más feliz.
  • Géminis con Sagitario: Aunque tienen gustos y sensibilidad opuestos, sienten una atracción irresistible por el otro. Claro que, ante el menor enojo, se rechazan. Para que la relación funcione, Géminis tendrá que evitar la dispersión y ser más prolijo. Sagitario deberá controlar sus reacciones intempestivas.
  • Géminis con Capricornio: Hay mucha afinidad entre los dos, aunque no lleguen a un entendimiento profundo. Géminis es bullicioso y Capricornio, más taciturno. Suelen discutir por nimiedades. Lograrán mayor armonía, si Géminis calma su ansiedad y Capricornio muestra un poco más de entusiasmo.
  • Géminis con Acuario: Se atraen con intensidad y congenian muy fácilmente. Sin embargo, no siempre forjan un vínculo profundo y perdurable. Solo lo logran cuando se preocupa el uno por el otro. Para convivir mejor, Géminis debería desistir de sus caprichos y Acuario tendría que actuar con cierta formalidad.
  • Géminis con Piscis: Apenas se conocen, se establece una corriente de simpatía mutua. Sin embargo, con el tiempo esa cordialidad cede y deja ver sus profundas diferencias. No alcanzan a comprender las necesidades afectivas del otro. Si logran hacer prevalecer el compañerismo, pueden llegar a armonizar.

Te puede interesar: Cómo limpiar la casa de malas vibras

  • Cáncer con Cáncer: Sensuales y sentimentales, saben cómo hacer feliz al otro. Son muy demostrativos en la intimidad de la pareja. Su gran sensibilidad los hace ser vulnerables: frente a cualquier inconveniente, optan por tomar distancia para resguardarse. Los dos deben tratar de dirimir de manera frontal sus diferencias, que no suelen ser muchas.
  • Cáncer con Leo: No hay duda de que entre ellos hay un magnetismo singular, pero las diferencias temperamentales suelen enfrentar los frecuentemente. Cuando eso sucede, el enojo da paso a la frustra ción. Convivirán mejor si Cáncer reconoce los valores de Leo, y si este se muestra más sencillo y complaciente.
  • Cáncer con Virgo: Tienen muchas inquietudes afines. Se quieren y respetan cuando los une un proyecto. A veces, Cáncer se puede sentir dolido frente a las opiniones descarnadas de Virgo, quien debería aprender a tratarlo con más dulzura. Por su parte, el canceriano tendría que actuar con más precisión y realismo.
  • Cáncer con Libra: Los une una gran atracción física y los distancia una disonancia intelectual. Tienen poco en común, porque sus intereses transitan por distintas vías. Les cuesta romper su egocentrismo. Para llevarse mejor, Cáncer deberá alentar a Libra y este tendrá que superar su falta de confianza.
  • Cáncer con Escorpio: Suelen compatibilizar fácilmente porque tienen la misma “frecuencia” emocional. En la intimidad, viven goces supremos. Para consolidar la armonía, Cáncer no debería dar motivo de celos a Escorpio, a quien le convendría ser menos posesivo y autoritario.
  • Cáncer con Sagitario: Suelen entenderse bien en la intimidad, pero pueden surgir diferencias en el ámbito social o cultural. Seguramente, también, surjan diferencias ideológicas. Para una convivencia estable, Cáncer deberá actuar con grandeza y cordialidad y Sagitario deberá estar más atento a la pareja.
  • Cáncer con Capricornio: Se atraen compulsivamente, aunque no siempre logran un entendimiento profundo. Su vida sexual es muy fogosa, pero se desquician frente a la menor discrepancia. Para acceder a la felicidad, Cáncer tendrá que respetar la individualidad de Capricornio y este deberá ser más solícito.
  • Cáncer con Acuario: Sus universos emocionales no tienen puntos en común. El fantasioso Cáncer se desorienta frente a las excentricidades de Acuario. Sin embargo, no pueden resistirse a la atracción que empuja a uno a los brazos del otro. Para llevarse bien, Cáncer deberá ser más comprensivo y Acuario, más prudente.
  • Cáncer con Piscis: Sienten una fascinación única por el otro y se suelen seducir a primera vista. Armonizan en el amor y la amistad. Cuando disienten, se deprimen y enferman. Para evitar discrepancias, Cáncer debería estabilizar su ánimo y manifestar más abiertamente lo que siente. A Piscis le convendría ser menos distante.
  • Leo con Leo: Se atraen tanto como se rechazan. Chocan por su excesivo amor propio y apasionamiento desbordado. La falta de objetivos en común termina por generar rivalidades. Para no competir, sería conveniente que no compartan tareas. En lo posible, no deberían desafiar al otro ni tampoco, confrontar con él.
  • Leo con Virgo: Aunque lo pasional de Leo puede incomodar al racional y medido Virgo, si se lo proponen, terminan por entenderse. Para eso, Leo tendrá que actuar con menos euforia y Virgo deberá mostrarse más afectuoso y menos controlador. Bajo esas condiciones, pueden ser muy felices.
  • Leo con Libra: Simpatizan y coinciden en sus valores y principios. Para limar algunas asperezas que puedan surgir en la convivencia, Leo deberá respetar el estilo y los gustos de Libra, quien tendrá que actuar con mayor firmeza y sin ambigüedades. De esa manera, evitarán los altibajos en la relación.
  • Leo con Escorpio: Coinciden en lo instintivo y pasional, pero chocan impetuosamente por la diferencia de criterio. Les cuesta empatizar con el otro, porque son muy egocéntricos. Para eludir conflictos, Leo debería actuar con tacto y sutileza mientras que Escorpio tendría que ser menos obsesivo y exigente.
  • Leo con Sagitario: Se potencian uno al otro. Se atraen y logran comprenderse rápidamente. No tienen tiempo para concretar todo lo que proyectan juntos. Coinciden en ambición, brillo, entusiasmo y pasión. Para fortalecer el vínculo, Leo deberá atender los reclamos afectivos de Sagitario y este debería asumir más responsabilidades.
  • Leo con Capricornio: Suelen antagonizar por sus puntos de vista diferentes y, cuando eso sucede, uno le quiere imponer al otro su criterio. Las discusiones vehementes son moneda corriente en la pareja. Si Leo domina su ímpetu arrollador y Capricornio es más condescendiente, tienen chance de congeniar.
  • Leo con Acuario: Son dos personalidades contrastantes. Cuando se unen por una causa común, logran un entendimiento cabal. De lo contrario, compiten entre sí. Para consolidar la armonía, sería aconsejable que Leo evite las recriminaciones y que Acuario esté más atento al bienestar de la pareja.
  • Leo con Piscis: Suelen vivir una pasión efímera. Tienen pocos intereses en común. Con la misma intensidad y rapidez con que se atraen, se alejan. Frente a la desilusión, intercambian reproches y reclamos. Si Leo modera su fogosidad y Piscis deja atrás su indolencia, pueden llevarse bien.
  • Virgo con Virgo: Por momentos se atraen y por otros, se rechazan. Tienen una gran afinidad intelectual y coinciden en los objetivos materiales. Para consolidar la pareja, tienen que evitar los “duelos” verbales y dejar de competir en todos los ámbitos. Los proyectos en común fortalecerán el vínculo.
  • Virgo con Libra: Suelen entenderse, ya que coinciden en la delicadeza, interés por lo artístico y sentido de la estética. Sin embargo, Virgo suele irritarse por la superficialidad de Libra. Para entenderlo y aceptarlo como es, debería dejar a un lado sus juicios severos. Por su parte, Libra debería dominar sus altibajos emocionales.
  • Virgo con Escorpio: Se gustan, admiran y respetan. Pueden conformar amistades o parejas perdurables. Los une el diálogo y un profundo entendimiento intelectual. Escorpio hace vibrar las fibras más íntimas de los virginianos. Si Virgo es capaz de controlar sus réplicas filosas, pueden lograr una unión feliz.
  • Virgo con Sagitario: Físicamente se atraen con locura, pero les cuesta convivir sin discutir ni criticarse. Coinciden en lo intelectual. Para lograr mayor armonía, Virgo debería ser más expresivo y dúctil. Sagitario tendría que aprender a administrar el dinero y hacer proyectos más realistas.
  • Virgo con Capricornio: Simpatizan, congenian y se complementan. Les resulta fácil armonizar en la vida erótica como en las otras facetas de la convivencia. Los problemas cotidianos no generan roces entre ellos ni debilitan la atracción mutua. Forman un tándem equilibrado en el que Virgo aporta criterio y Capricornio, entusiasmo.

Podés leer: Cuando el amor duele: cómo detectar una dependencia afectiva

  • Virgo con Acuario: Entre los dos se genera una fascinación a primera vista. Sin embargo, sus sensibilidades y criterios son tan opuestos que ponen en jaque la armonía. Para una buena convivencia, Virgo deberá desbloquear sus emociones y adaptarse a los imprevistos, mientras que Acuario tendrá que ser más lógico.
  • Virgo con Piscis: Al ser signos contrarios, se complementan. Lo que uno no tiene, seguramente lo encontrará en el otro. Cuando se pelean, no les es fácil reconciliarse. Es probable que Virgo tenga que dar contención al sensible Piscis en más de una oportunidad. Por su parte, los piscianos deberían abandonar su pasividad y proceder con mayor soltura.
  • Libra con Libra: Se advierte una fuerte atracción mutua. Como tienen la misma polaridad, los mismos intereses que los unen pueden llegar a separarlos. Si luchan juntos por el mismo objetivo, habrá armonía. Sería conveniente que cada uno aprenda a respetar los gustos y decisiones del otro.
  • Libra con Escorpio: Entra ellos hay muchas coincidencias en cuanto a gustos e intereses, pero tienen personalidades muy diferentes. La atracción que los une desaparece como un fugaz encandilamiento. Para concordar, es importante que Libra sea más confiable y que Escorpio deje de lado su omnipotencia.
  • Libra con Sagitario: Tienen muchas coincidencias. Los unen la vida social, los viajes, las amistades y los placeres de la buena vida. También, comparten la poca predisposición a mantener un compromiso estable. Para consolidar la pareja, Libra debería tener a mano pro puestas que estimulen el idealismo de Sagitario.
  • Libra con Capricornio: No logran entenderse, se pelean ante la menor divergencia. Por eso, les cuesta involucrarse más allá de una pasión efímera. Para concordar, Libra tendrá que esforzarse para mostrarse menos superficial, al tiempo que Capricornio deberá mostrarse más cordial y tolerante.
  • Libra con Acuario: Se atraen irremediablemente. Aunque son personalidades distintas, concuerdan en lo sustancial. Se llevan bien y armonizan fácilmente. Si Libra quiere profundizar el vínculo, tendrá que hacer concesiones en lo formal. Acuario deberá mostrarse más coherente y atento.

Podés leer: Los signos y el amor: conocé a “tu otro yo” del Zodiaco

  • Libra con Piscis: Concuerdan en la intimidad, pero el resto de sus intereses son contrarios. Tienen puntos de vista opuestos en lo referente a las relaciones humanas. La falta de proyectos en común puede llevarlos a un callejón sin salida. Para convivir en armonía, Libra deberá brindarle seguridad a Piscis, quien tendrá que mostrarse menos abstraído.
  • Escorpio con Escorpio: Como sucede con los signos de la misma polaridad, se atraen y se rechazan con la misma intensidad. Se admiran y respetan, pero cuando disienten lo hacen en forma vehemente y a veces, irreconciliable. Para entenderse mejor deberían evitar cualquier tipo de competencia y no invadir al otro.
  • Escorpio con Sagitario: Tienen mayor afinidad física que espiritual. A pesar de eso, en la relación prevalece la armonía, no suelen tener choques frontales. Para congeniar más, Escorpio debería comprender y apoyar más a Sagitario, el que tendrá que reordenar sus pensamientos.
  • Escorpio con Capricornio: Se atraen, se desean y logran llevarse bien. Los aspectos discordantes se alimentan de un egocentrismo recíproco. Si Escorpio aprende a ser paciente, Capricornio abandonará su parquedad habitual y disfrutará más. Será clave dejar a un lado las obstinaciones y el resentimiento.
  • Escorpio con Acuario: Son apasionados, pero no logran armonizar más allá de lo sexual. Les cuesta entenderse y ante la menor provocación, responden agresivamente. Para convivir mejor, Escorpio tendrá que mostrarse menos autoritario y Acuario tendrá que estar más atento y ser realista.
  • Escorpio con Piscis: Logran un equilibrio ponderable. Comparten muchos ideales y saben cómo superar juntos los inconvenientes cotidianos. Suelen discrepar, pero no lo hacen en forma alarmante. Si Escorpio quiere consolidar más el vínculo, tendrá que dominar su prepotencia y ser más afable.

frases positivas buena vibra

Podés leer: Frases positivas que te llenarán de Buena Vibra

  • Sagitario con Sagitario: Se unen con la misma facilidad con que se apartan del otro. Solo se complementan en lo sexual. Las discusiones por nimiedades se convierten en largas polémicas. Para llevarse mejor, tendrán que afianzar más lo que los une, es decir, los viajes, las investigaciones, la vida social y las iniciativas culturales.
  • Sagitario con Capricornio: Aunque reaccionan bajo la presión de una diferente emotividad, suelen entenderse. Eso les permite tener objetivos en común. Si quieren congeniar más, Sagitario deberá mostrarse más calmo y profundo. Capricornio deberá corresponder con buen ánimo, sin dejarse llevar por su negativismo habitual.
  • Sagitario con Acuario: Entre ellos hay coincidencias que los llevan a entablar rápidamente una relación. Aunque discrepan en algunas cuestiones ideológicas, las controversias surgen por inseguridad emocional. Para lograr mayor armonía, Sagitario tendrá que actuar de una manera más práctica y Acuario deberá ser menos desconfiado.
  • Sagitario con Piscis: Aunque existe entre ellos una gran atracción, les resulta difícil mantener una convivencia armónica durante mucho tiempo. Las desavenencias se deben a rivalidades y celos. Para evitar las, Sagitario tendría que dominar sus ímpetus al mismo tiempo que Piscis aprende a olvidar presuntos agravios.
  • Capricornio con Capricornio: Aunque existen muchos puntos de coincidencia, suelen chocar y rivalizar en el momento menos esperado. Desafiar al otro está en su naturaleza. En pos de una convivencia más armónica, deberían ordenar sus prioridades para que los intereses materiales no perjudiquen la vida afectiva.
  • Capricornio con Acuario: Compatibilizan muy bien en la intimidad, pero no se complementan muy bien en otros aspectos de la convivencia. A la hora de planificar, la sensatez de Capricornio se contrapone al espíritu no convencional de Acuario. Es preciso que Capricornio sea menos intransigente para que puedan llegar a buen puerto.
  • Capricornio con Piscis: Se atraen más allá de lo explicable y logran un gran entendimiento. Son buenos compañeros y riñen poco. Pero la felicidad es otra cosa. Para lograrla, Capricornio deberá ser más gentil y menos quisquilloso. Piscis tendrá que actuar con más soltura y aceptar la realidad.
  • Acuario con Acuario: Románticos a ultranza, se atraen, conviven y se repelen. Les cuesta mantener una conducta estable y rechazan cualquier tipo de formalismo. Para que la pareja perdure, de vez en cuando tendrían que poner los pies en la tierra y asumir las responsabilidades cotidianas.
  • Acuario con Piscis: Tienen distinto ritmo mental, pero suelen concordar en la vida práctica. Son buenos compañeros y suelen apoyar las iniciativas del otro. Les cuesta mantener los acuerdos a largo plazo. Si quieren profundizar el vínculo, deberán tomar decisiones realistas, dejando a un lado las utopías.
  • Piscis con Piscis: Tienen muchas afinidades espirituales y artísticas, pero así como se atraen, se rechazan. No tienen una buena comunicación. El orgullo y el ego sensible les impiden ser frontales, y se quedan rumiando conjeturas y frustraciones. Para que haya una mejor comprensión, deberán ser más espontáneos y locuaces.

Seguí leyendo:

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!