Diego Maradona será operado de un hematoma subdural en la cabeza

Los estudios que le realizaron durante la internación arrojaron que tiene un coágulo de sangre en la cabeza y debe ser operado.

La noticia estremece no solo al entorno del astro mundial del fútbol, sino al mundo entero. Diego Maradona será intervenido quirúrgicamente de un hematoma subdural detectado en los estudios que se le realizaron tras su internación de este lunes.

“No es algo que revista suma urgencia pero los médicos decidieron que lo mejor es intervenir quirúrgicamente. La operación se hará a las 20 horas en la clínica Olivos”, informó el responsable de prensa del actual entrenador de Gimnasia y Esgrima La Plata.

Que és un hematoma subdural

Consultado por Buena Vibra, el doctor Alejandro Risso Vazquez explicó que lois hemotomas subdurales son producto de algún golpe o alguna caída que generan sangrado cerebral, afectando a unas pequeñas venitas que sangran pero que están fuera del cerebro.

Habitualmente estos eventos dan síntomas. y cuando son agudos esos síntomas pueden ser más notables. “A veces pueden tornarse crónicos y luego reagudizarse por alguna causa de golpes menores” explicó el profesional. y agregó que “se trata de un accidente cerebro vascular hemorragico”.

El caso de Maradona

Efectivamente, desde el entorno de Maradona indicaron que esto situación puede provenir de un traumatismo leve, que pudo ser boxeando –actividad deportiva que practicaba–, un pelotazo o hasta cuando se cayó para atrás en el banco de Gimnasia el torneo pasado. A partir del traumatismo se generó un derramamiento de líquido que se acumuló.

Luego de una tomografía computada realizada este martes, los médicos que atienden a Diego Maradona, encabezados por Leopoldo Luque, resolvieron que el astro del fútbol debe ser intervenido por un “hematoma subdural”.

También podés leer: Qué le pasa a Maradona: adicciones varias y una tristeza que lo apaga de a poco

Según trascendió en distintos ámbitos, la intervención al actual entrenador de Gimnasia y Esgrima de La Plata en la Liga Profesional de Fútbol de Argentina la llevará a cabo su médico personal, Leopoldo Luque, que es neurocirujano. Se llevará a cabo en horas de la tarde-noche en la Clínica Olivos, a la que será trasladado en instantes.

Para avanzar en este sentido, esta tarde, se le realizará a Maradona una resonancia magnética a la espera de contar con los estudios necesarios para la intervención quirúrgica a llevarse a cabo esta noche en el centro médico privado de la zona norte de la provincia de Buenos Aires.

“Existe una hematona subdural, que se forma entre el cerebro y que crece lentamente. Lo voy a operar yo y mi equipo. Él está lucido, comprende todo y esta de acuerdo con la intervención”, indicó el especialista en una improvisada conferencia de prensa.

Leopoldo Luque, el médico de Maradona

“Diego está lúcido, comprende y está de acuerdo con la intervención. Está muy tranquilo. Es una cirugia de rutina”, indicó el profesional que trata al ex capitán de la Selección, en la puerta del sanatorio de La Plata.

“Es una intervención de rutina, Diego sigue igual y con la misma condición clínica con la que llegó”

“Está mejor que ayer, la idea es que se quede un día más. Está anémico y un poco deshidratado. Queremos es mejorarlo todo lo que se pueda. Necesitamos un poco más de tiempo”, contaba Luque sobre el mediodía. La noticia del coágulo complica un poco las cosas respecto de la espectativa que había de que pudiese salir antes de la internación.

 “Tiene algo parecido a lo que tuvo Cristina Fernández de Kirchner”, señalaron desde el entorno del campeón del mundo de 1986. Esto hace referencia a la operación a la que se sometió la ex Presidenta en 2013, cuando debió pasar por el quirófano de la clínica Favaloro. En aquella situación, la operación de la entonces Jefa de Estado duró alrededor de una hora y media y requirió anestesia total. Luego, debió pasar 48 horas en cuidados intensivos, hasta recibir el alta.

Recordemos, por otra parte, que Maradona cumplió 60 años el pasado viernes. Ese día asistió al estadio de Gimnasia de La Plata para recibir un homenaje antes del partido de su equipo contra Patronato. Minutos después, se marchó a su casa sin quedarse a presenciar el encunetro. Dos días después su médico decidió internarlo para realizarle una serie de estudios con la intención de conocer al detalle su cuadro clínico.

Para seguir leyendo: