Indignación en Orlando: no dejan a los gays donar sangre a las víctimas

La ciudadanía de Orlando respondió masivamente al pedido de donaciones de sangre para las víctimas sobrevivientes de la masacre del club gay Pulse, el domingo en la madrugada. Sin embargo, los hombres homosexuales tienen prohibido donar según el reglamento de la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos, algo que ha despertado dolor, indignación y un fuerte reclamo por el fin de una medida tomada en los años 80, que ya no se justifica.

“Es indignante que nuestra sangre pueda ser derramada pero no donada”, escribió John Paul Bammer, periodista, en el diario británico The Guardian. Fue una de las tantas voces que se alzó contra la discriminación de los homosexuales, subrayando la ironía de no poder ayudar a su propia comunidad que se vio directamente afectada por el ataque. “A pesar de los hechos y los llamados por parte de expertos en todo el país para levantar el veto, la homofobia y el pánico contra los gay continúan manteniéndolo vigente”, agregó.

“Es indignante que nuestra sangre pueda ser derramada pero no donada” (John Bammer, periodista)

Esta restricción surgió en 1983, en respuesta al pánico desatado por la epidemia el VIH/Sida. En ese momento, este grupo demográfico se percibía como uno de los de más alto riesgo de transmisión, y en ese entonces no existían pruebas para detectar la sangre contaminada. Por entonces, según los epidemoiólogos e infectólogos, la medida fue necesaria y tuvo buenos resultados: redujo el riesgo de transmisión de VIH por transfusión a más de un millón de personas.

Pero hace años que se viene pidiendo que ese veto se derogue, ya que los actuales exámenes de amplificación de ácido nucleico a los que someten las muestras de sangre pueden detectar con exactitud los anticuerpos que se generan tras dos semanas de que alguien haya sido infectado.

Las pruebas modernas pueden detectar con exactitud que la sangre no esté contaminada

“Atención FDA, no hay tal cosa que sea sangre gay, negra, blanca, musulmana, judía, sangre heterosexual -toda sangre es roja y puede salvar vidas”, destacó Jared Polis, Congresista de Colorado.

Si bien han habido algunos cambios, el nuevo reglamento establece que los hombres que se hayan abstenido de relaciones homosexuales durante 12 meses pueden donar sangre, pero, en la práctica, restringe a la mayoría de los hombres gay sexualmente activos.

Muchos activistas instan a la eliminación total del período de “celibato forzado” para donar sangre y citan la legislación que ha levantado el veto por completo en varios países de América Latina, como también en España, Portugal, Italia, Rusia y Tailandia, entre otros.

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!