Río de Janeiro, el sol que más calienta

Mar, montaña, ríos y lagunas se unieron para crear una geografía variada y hermosa en la que se asentó una urbe que desde el siglo XVI no ha parado de crecer. Hoy Río de Janeiro es una de las ciudades más hermosas de América.

71_194193_Rio-de-JaneiroBrazil

Ropas de colores vivos se ciñen a la piel. La sangre acelera su bombeo mientras los pies buscan pretextos para inventar bailes. Y no suena música, ni falta que hace, porque estamos en Río de Janeiro. Y hay impulsos que llegan marcados desde la cuna, cerrados a cal y canto al pesimismo y otros males indudablemente extranjeros.

Festejo del carnaval en Río de Janeiro
Festejo del carnaval en Río de Janeiro

Desde su privilegiada posición el Cristo Corcovado, símbolo inapelable y bien querido de la ciudad se muestra como la estatua art decó más grande del mundo. Y nadie lo pone en duda sumando sus 30 metros.

Río-de-Janeiro

El mejor modo de acceder al monte es en teleférico, que entre sus rutas incluye la ascensión al Pan de Azúcar, desde donde tendrás una de las vistas más hermosas de la ciudad, muy recomendable al atardecer.

Pero el verdadero Río de Janeiro se conoce en las calles. Extrovertida, sensual y a ritmo de carnaval, así se mueve Río de Janeiro.

Pero no todo es Sambódromo en la vida. Y Río también lo sabe, de vísceras adentro, desde el corazón de las favelas, zonas degradadas por la miseria y las balas, algunas de ellas encalladas dentro de zonas turísticas. Por lo que en ningún momento se debe distraer la guardia ni la mirada sobre los bultos y carteras, ni en las zonas más turísticas, como las playas.

Copacabana
Copacabana

Y aquí viene el momento más esperado: la playa Copacabana, con su media luna cargada de cuatro kilómetros de arena. Centro neurálgico de la ciudad, con un continuo brotar de torsos morenos y bikinis tacaños en tela, el agua de coco compite en puestos callejeros con bebidas de alcohol más. Y si no, por ahí también esperan las playas de Leblón o la mítica Ipanema, meciendo su embrujo femenino al suave ritmo de bossa nova.

ipanema_leblon

Brasil es un país que ha asomado su cabeza en el panorama internacional, con un potencial envidiablemente musculado. Río se puso a punto para celebrar todo lo celebrable: Juegos Olímpicos de 2016 y el Mundial de Fútbol de 2014.

Esto es Río de Janeiro y aquí el corazón está para gastarlo.

Fuente: De Traveler

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Por el mundo!

Ayudanos a compartir notas que invitan a viajar

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Por el mundo!

Ayudanos a compartir notas que invitan a viajar

BV

¡Hacete fan!