Coronavirus en niños: la situación epidemiológica en Argentina en julio

Cecilia Baston, médica pediatra, explica cuál es la situación del Covid 19 en pediatría hoy en nuestro país.

Desde el inicio de la pandemia a la fecha (9 de julio), podemos decir que la población pediátrica no es la más vulnerable. Sí se conoce que los niños pueden ser transmisores y en su mayoría se contagian por un conviviente adulto infectado (68%), y aún más frecuentemente en casos de conglomerados familiares (90%) como pueden ser los medios de mayor hacinamiento.

Hasta el momento, las cifras nacionales documentadas entre el período del 3 de marzo al 31 de mayo (sobre un total de 2095 casos confirmados), revelan que la edad media es 8 años, con un rango entre 3 y 13 años, y que el 63% de los pacientes pediátricos pertenecen a CABA (el 72 % de éstos pertenecen a los barrios populares).

coronavirus sintomas

Podés leer: Niño con fiebre: qué hacer en tiempos de coronavirus

Así como en los adultos el Covid-19 se caracteriza típicamente por ocasionar síntomas respiratorios con un patrón de neumonía intersticial, en los niños la afectación respiratoria parece tener un curso más benigno y, a su vez, no es el único sistema afectado por este virus. En los reportes tanto internacionales como locales, surge que el 77% presenta síntomas leves, alrededor del 20% síntomas moderados y
el 2% son casos graves: de estos últimos, menos de 0,5% requirió internación en terapia intensiva, y hasta el momento hay un solo adolescente fallecido con antecedentes de inmunosupresión.

El 67% presenta fiebre como síntoma predominante, el 55% cuadro respiratorio con dolor de garganta y tos y, un porcentaje menor (3,5%), presenta síntomas gastrointestinales como vómitos, diarrea y dolor abdominal.

Podés leer: Nacer en tiempos de pandemia: la importancia de una dosis de empatía extra

Una forma de presentación infrecuente en pediatría es una entidad recientemente conocida como Síndrome Inflamatorio Multisistémico. Desde el mes de mayo, se conoce la fuerte asociación en países europeos y EEUU de un grupo de niños que, posteriormente a cursar la infección por Covid-19, presentaba un cuadro con compromiso inflamatorio y afección de varios órganos, que requerían cuidados intensivos y tratamientos con inmunoglobulina y corticoides.

A este síndrome se lo ha homologado a la Enfermedad de Kawasaki, ya descripta y conocida por la inflamación de los vasos coronarios en niños menores de 5 años por compartir algunas similitudes. Hasta el momento, es prematuro realizar asociaciones porque contamos con la limitante de un bajo número de serie de casos y no se podía documentar en ellos la confirmación del Sars-Cov 2.

Podés leer: Los niños y la flexibilización de la cuarentena: qué hacer con el miedo a salir de casa

Luego de la descripción de esta entidad, el 6 de julio se modificó la definición de caso sospechoso, agregando a éste lo relacionado a pacientes pediátricos en las recomendaciones del Ministerio de salud incluyendo todo menor de 18 años que presente 2 o más de los siguientes síntomas

  •  Fiebre 37,5 C o más
  • Tos
  • Dolor de garganta
  • Dificultad para respirar
  • Anosmia (pérdida del olfato)
  • Disgeusia (pérdida del gusto)
  • Síndrome inflamatorio multisistémico considerado como más de tres días de fiebre y 2 o más de los siguientes signos y síntomas: erupción en piel, o inflamación de piel y mucosas en boca manos pies, conjuntivitis bilateral no purulenta; hipotensión o shock; disfunción cardiaca; evidencia de alteraciones de la coagulación; síntomas gastrointestinales agudos (diarrea, vómitos, dolor abdominal).

mi hijo tiene fiebre pero no le duele nada

Podés leer: La cuarentena y los más chiquitos: consejos de Maritchu Seitún

Como reflexión final, quiero destacar que estamos viviendo una pandemia ocasionada por un nuevo virus, que vamos aprendiendo día a día sobre su comportamiento y de la experiencia transmitida por otros países, pero lo importante es que, al momento, la evidencia muestra que los niños en general se contagian de un conviviente adulto infectado y, en su mayoría, transitan la enfermedad sin
complicaciones y evolucionando favorablemente.

Debemos prestar especial atención a los niños con factores de riesgo y enfermedades de base, y aquellos que presentan fiebre sostenida más de tres
días con deterioro de su estado general para consultar al sistema de salud y así ofrecerle atención oportuna y adecuada.

niños con fiebre que hacer

Podés leer: Qué es la bronquiolitis y el virus sincitial respiratorio

También quiero insistir en la importancia de mantener la vacunación al día, la lactancia materna y las medidas recomendadas a fin de proteger a nuestros niños.

  • Fuente: Cecilia Baston, médica pediatra. Médica de Planta del servicio de
    Neonatologia del Sanatorio Otamendi. Podés encontrar más consejos en Instagram.

Te puede interesar: