Turismo gastronómico: saboreando la verdadera comida italiana

La comida que nos viene a la cabeza cuando pensamos en Italia es la pasta y la pizza, pero no es lo único que se puede comer allí.
comida tipica de francia

La bella Italia te espera con hermosos paisajes, una cultura increíble, hermosas obras de arte y, por supuesto, con esa deliciosa comida italiana que tanto gusta al viajero.

Basta con conocer algunas personas de origen italiano para comprobar que cada una de las regiones italianas tiene su propia identidad, muy marcada en las tradiciones, la mentalidad, a veces el acento, pero sobre todo en los sabores y las recetas de cocina.

cocina italiana

Leé también: Lucca, bellísimo casco histórico en la idílica Toscana

Recorrer Italia y saborear estas diferencias regionales, es uno de los placeres que regala un recorrido por este maravilloso país.

Pero si bien es cierto que a todos nos encantan las pizzas, la lasagna o las pastas, también lo es que muchos no estamos familiarizados con la cocina italiana real.

Comida italiana

Italia es conocida por los sabores mediterráneos hechos de aceite de oliva, de quesos, tomates y otras verduras de la huerta y tiene mucho que ofrecer a los golosos viajeros, que hasta ahora han disfrutado de la cocina italiana más americanizada

  • ¿Sabías que el fettuccine Alfredo, denominado fettuccine al burro, no incluye ni hongos ni crema?
  • ¿Que los “espaguetis a la boloñesa” en realidad se hacen usando una variedad más plana de pasta y se llaman tagliatelle al ragú?
  • ¿O que si pedís una pizza con pepperoni en Italia, tendrás pimientos?

Si en tu viaje por Italia buscás “probar” el verdadero sabor de Italia, te contamos los lugares que debés visitar y las especialidades locales que hay que probar:

mercados de roma

Leé también: Gastronomía: los mejores platos de la Toscana

Roma

La ciudad de los césares y los papas es conocida en todo el mundo por su importancia histórica, pero muchos desconocen su cultura culinaria distinta.

Si vas a Roma, visitá el Mercado de Testaccio, donde podrás encontrar una gran cantidad de productos frescos y hermosos, y deliciosos aperitivos como el supplí: una bola de masa de arroz frita con diferentes rellenos posibles.

Otro gran lugar es el gueto de Roma, el antiguo barrio judío que albergaba una comunidad única, que contribuyó sustancialmente a la tradición culinaria romana, por ejemplo, el carciofi alla giudía, un plato primaveral de alcachofas fritas y sazonadas.

qué comer en roma

Leé también: “Roma Experience”: se alquilan novios para las vacaciones con fotógrafo incluído

Nápoles

La tercera ciudad más grande de Italia se encuentra al sureste de Roma, en el Golfo de Nápoles, y es la cuna de la exportación más importante de Italia: la pizza.

Pero ninguna visita a Nápoles está completa sin un sabor de mozzarella napolitana original.

pizza napolitana

Leé también: Itinerario por Italia en 10 días

Mientras estés allí, te recomendamos que visites el Quartieri Spagnoli (barrio español), una zona densa y moderna, llena de pequeños restaurantes llamados trattorias donde podrás saciar tu apetito de manera deliciosa.

Tirol del Sur

Si nunca oíste hablar del Alto Adige (o Südtirol), recorré y descubrí esta región del norte de Italia y sus localidades montañosas, como Merano, la ‘ciudad balneario’ de Sissi Emperatriz.

comer en napoles

Leé también: La carretera de los dioses: qué ver en la Costa Amalfitana

Al pie de los Alpes y al otro lado de la frontera con Austria se encuentra esta región que combina lo mejor del norte y el sur de Europa. Históricamente el Tirol del Sur había sido parte de Austria y esto es evidente en las preferencias culinarias del Tirol.

Merano

Es famosa entre los italianos (y los austríacos) por sus manzanas, sus condiciones climatológicas y su balneario, lo que le ha llevado a convertirse en el destino preferido para eso mismo: una escapada termal.

el tirol del sur

Leé también: Video: el bailarín estrella de la Scala hizo danzar a todos los que estaban en la Piazza de Milan

Planificá tu visita para el viernes por la mañana, ya que es la hora en que se lleva a cabo el mercado semanal. Allí podrás obtener el mejor strudel de manzana y salami que Italia tiene para ofrecer.

Calabria

En el extremo opuesto de Italia se encuentra Calabria, la punta de la bota de Italia. Calabria es una zona principalmente rural que ha presenciado muchas invasiones a lo largo de la historia debido a su ubicación estratégica en el medio del Mediterráneo. Su  cocina fusiona diferentes culturas de una manera verdaderamente sorprendente.

La mayoría de las poblaciones en Calabria tienen una feria semanal en diferentes días de la semana donde se pueden encontrar productos de alta calidad, queso, productos horneados y similares.

recorrer calabria

Leé también: Calabria, en el sur de Italia, te invita a seguir tus instintos

Mientras estés allí, buscá “nduja”. Esta delicia de nombre extraño es un fiambre para untar hecho de carne de cerdo y chile.

Umbría

Justo en el corazón de Italia se encuentra una tierra exuberante conocida como Umbría, famosa por sus viñedos.

Dos regiones de especial interés para los conocedores del vino son Montefalco y Torgiano, que producen dos tintos certificados por DOCG (la categoría más alta en Italia), entre otras grandes mezclas.

Un buen maridaje con los vinos mencionados anteriormente será un plato de quesos pecorino y cacciota, servido junto con jamón de Norcia y salami de Corallina.

viñedos en umbria

Leé también: Los 6 destinos más populares para los amantes del vino

Las uvas no son lo único famoso de Umbría por su cultivo, ya que las trufas juegan un papel importante en la cocina de Umbría, tanto que los lugareños de Norcia celebran un festival en su honor durante la última semana de febrero, donde se comen trufas en todas las formas y variedades posibles.

Florencia

La capital de Toscana fue el lugar en el que vivieron y trabajaron los más grandes maestros del siglo XV, nombres tan imponentes como Da Vinci, Miguel Ángel y Donatello resuenan todavía por sus calles.

En esta maravillosa ciudad son famosos la bistecca alla Fiorentina (filete florentino) y el gelato, para muchos, el mejor de Italia

El centro de la ciudad, y en particular, las calles y callejones cerca del río Arno son la mejor opción para los amantes de la comida, con la mayoría de los restaurantes en los distritos de San Niccolò y San Giovanni en los lados opuestos del agua.

visitar florencia

Leé también: El Corredor Vasariano sobre el Ponte Vecchio: el secreto de Florencia

Sicilia

No sería una exageración decir que Sicilia parece un país completamente diferente. Está separada de la Italia continental por la franja de agua más estrecha y sin embargo tiene su propio idioma, siciliano o siculo, que no es entendible para los hablantes nativos de italiano.

El fuerte culinario de Sicilia es su marisco, y no dejes de probar la pasta con le sarde (sardinas) y las gambas rojas locales si estás cerca de Menfi o Palermo.

comer en catania

Leé también: Playas de Sicilia: Catania, la ciudad del Etna y el mar azul

Desde las verdes colinas de Umbría, las plazas de Florencia y los acantilados a orillas del mar de Sicilia, la belleza de Italia no solo te dejará sin palabras, sino que, por mucho que pienses que ya conocés la comida italiana, en tu visita verás que tu conocimiento será superado por el sabor de la verdadera pasta italiana in situ y una copa de Torgiano Rosso Riserva.

Seguí leyendo:

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Por el mundo!

Ayudanos a compartir notas que invitan a viajar

BV

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Por el mundo!

Ayudanos a compartir notas que invitan a viajar

BV

¡Hacete fan!