Resort nuclear: asomate al refugio para millonarios que temen el Apocalipsis

Sobre negocios, nunca estará todo dicho. Las ocurrencias y disparates que, para colmo, funcionan, son infinitas. Compartimos un ejemplo que nos sorprendió: en Kansas, al noroeste de Wichita, hay un negocio inmobiliario único en el mundo. Se llama Survival Condo Project (Proyecto de Apartamentos de Supervivencia) y es un complejo de lujo para que los mega millonarios sobrevivan al fin del mundo, ya sea por el cambio climático o por una guerra atómica.

Un apartamento de piso completo vale 3 millones de dólares y puede albergar hasta 10 personas; uno de media planta cuesta la mitad. Lo más curioso es que ya se vendieron todos -al contado- excepto uno, que el emprendedor reservó para él, su esposa y su hijo de 12 años.

“Creemos que dadas las condiciones económicas mundiales de hoy, las pruebas históricas de desastre y las señales obvias del cambio climático, es prudente tener un plan y un refugio en caso de catástrofe, por si surge la necesidad”, explica la página de internet del complejo.

Según contó Larry Hall, el dueño del edificio, los 15 pisos del SCP están en un silo misilístico bajo tierra, una construcción de la Guerra Fría en la que se guardó un arma nuclear de la línea Atlas entre 1961 y 1965.  “En un lugar concebido contra la amenaza nuclear soviética, Hall ha erigido una defensa contra los miedos de una nueva era”, escribió Evan Osnos, periodista de The New Yorker, que entrevistó a Hall. “A Hall se le ocurrió la idea del proyecto hace una década, cuando leyó que el gobierno federal volvía a invertir en planificación sobre catástrofes”.

Al comenzar el proyecto en un sitio que los ingenieros del Ejército estadounidense construyeron para resistir una explosión atómica, Hall destaca que “los miembros serán propietarios de un pedazo de historia”.

Las paredes superiores tienen un grosor de casi tres metros y son de hormigón reforzado con resina epoxi. La bóveda que asoma sobre la superficie puede soportar vientos de hasta 500 millas por hora

Los elevadores son ultra veloces, tiene fuentes propias de energía, reservas de agua por casi 285.000 litros, y filtros de aire contra elementos nucleares, biológicos y químicos. Además, conservan alimentos para todas las personas que podrían nutrirlos durante un mínimo de cinco años.

Además, el complejo tiene cultivos hidropónicos y espacios de cría de peces. “Con la turbina eólica, la energía verde, técnicamente podríamos crear nuestros alimentos de manera independiente por tiempo indeterminado”, precisó su creador.

Piscina, spa, gimnasio, cine, bar, biblioteca, centro médico, aula y una central de comunicaciones con internet completan las instalaciones

 

Una de las cosas que más solicitaron los propietarios fue que tuvieran ventanas electrónicas. ¿Cómo lo lograron? Con televisores LED de 55 pulgadas conectados a una cámara de alta definición que está en el exterior: de ese modo, uno casi ni puede darse cuenta de que está a 30 metros bajo tierra. Es más: quienes no quieran ver la pradera de Kansas pueden elegir un video del Central Park de Nueva York, bosques de pinos u otras vistas a elección del propietario.

El acceso a las unidades se hace con lectores biométricos, sin llaves; la seguridad es uno de los elementos centrales para Hall, quien mantiene en secreto la ubicación exacta del edificio

En el sector médico hay un pequeño quirófano y un sillón de dentista: entre los propietarios hay dos médicos y un odontólogo. Además de una tienda de ramos generales, cada unidad trae alimentos desecados por congelamiento y almacenados en envases sin oxígeno.

En el caso de que una crisis se desatara, los vehículos blindados del condominio buscarían a los dueños en un radio de 400 millas.

 

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!