Porqué se usa la palabra “gorila” para hablar de antiperonistas

Compartimos un extracto del libro “El apasionante origen de las palabras”, de Daniel Balmaceda, de Editorial Sudamericana.

Délfor Amaranto Dicásolo se convirtió en uno de los personajes del año 1954 y su popularidad se debió a La Revista Dislocada, envío radial porteño que atrapó a público de todas las edades. El programa se emitía los domingos al mediodía y fue un éxito súbito. En décadas posteriores sería reconocido como un semillero de talentos. Además, fue pionero en la incorporación del humor a la publicidad radial. Otro de sus hitos fue popularizar la palabra “gorila”, que terminaría simbolizando al antiperonista.

Todo arrancó con Mogambo, obra cinematográfica protagonizada por Clark Gable, Ava Gardner y Grace Kelly. El argumento fue el siguiente: Gable era un organizador de safaris en África que vivió un romance con Gardner, recién llegada de Nueva York. Pero luego lo contrató un matrimonio y el cazador inició una relación poco platónica con Grace Kelly, la mujer de esta pareja. Hubo una frase de Ava Gardner que divirtió mucho a los estadounidenses: “Los únicos leones que quisiera ver en el futuro son los de la puerta de la Biblioteca Pública [de Nueva York]”.

Contó con otro diálogo que pasaría desapercibido en Hollywood, pero no en la Argentina. Dos compañeros de safari conversaban junto al fuego del campamento. Se escuchó un ruido extraño y uno de ellos preguntó qué sería. El compañero respondió: “Han de ser gorilas”.

En La Revista Dislocada solían hacer parodias y en 1955 Mogambo no fue la excepción. Tomaron una variante de esta frase para un sketch (“Deben ser los gorilas, deben ser”) y después crearon una canción que terminó de consagrarla. La letra decía:

El domingo en la tribuna un gordo se resbaló,
si supieran la avalancha que por el gordo se armó.
Rodando por los tablones hasta el suelo fue a parar,
mientras todos los muchachos se pusieron a gritar.
Deben ser los gorilas, deben ser, que andarán por allí.
Deben ser los gorilas, deben ser, que andarán por aquí.
Deben ser los gorilas, deben ser, que andarán por allí.
Deben ser los gorilas, deben ser, que andarán por aquí.
Ayer en el colectivo una chica se enojó
y a un muchacho muy buen mozo un carterazo le dio.
“Yo no he sido, señorita”, el muchacho le explicó,
y un viejito muy astuto entonaba esta canción:
Deben ser los gorilas, deben ser, que andarán por allí.
Deben ser los gorilas, deben ser, que andarán por aquí.
Deben ser los gorilas, deben ser, que andarán por allí.
Deben ser los gorilas, deben ser, que andarán por aquí.

Era el tiempo de la Revolución Libertadora que derrocó a Perón y muchos se convencieron de que los gorilas de la canción aludían a los más antiperonistas. De esta manera, los gorilas de Mogambo se quedaron en la Argentina para siempre.

palabras boludo y pelotudo

Podés leer: De dónde provienen las palabras «boludo» y «pelotudo»

 

Leé también: