Maltrato animal en Bariloche: cómo combatirlo

Impulsan una ordenanza para evitar el abuso de los perros San Bernardo en el Centro Cívico de Bariloche.
perro san bernardo

En el Centro Cívico de la Ciudad de Bariloche hay una foto que es una tradicional postal del turista: posar al lado de un perro San Bernardo acariciándolo. Esta postal podría no repetirse más como medida de prevención al maltrato animal.

En la Municipalidad de la ciudad se lanzó un proyecto de ordenanza para prohibir a los fotógrafos acompañados del famoso perro de origen suizo, que comercian con la foto que les sacan a los turistas. La ordenanza abarcaría a todos los lugares turísticos de la provincia de Río Negro.

perro san bernardo

Podés leer: Una gran noticia: Madrid prohibirá los circos con animales

Los fotógrafos que comercian con las fotos junto a los perros no sólo lo hacen en el Centro Cívico sino también en las cercanías del Hotel Llao Llao, en el Circuito Chico y en la base del Cerro Catedral. En total son más de veinte los fotógrafos que están registrados en el municipio.

Los fotógrafos están cerca de los perros y cuando la gente se acerca a acariciarlos ahí aprovechan el momento para sacar la foto y ofrecerles comprarla. Cómo son unos perros tan hermosos y tiernos el comercio de la foto es casi siempre efectivo.

Otro motivo que impulsa esta ordenanza es que los fotógrafos ocupan todo el espacio público, ocupan los bancos que deben estar a disposición de los turistas y más de una vez los fotógrafos protagonizaron peleas entre ellos por disputas del sector de trabajo. Y el más importante es que los animales son sometidos a soportar las inclemencias del clima sobre todo en los centros turísticos alejados del centro.

venta de cachorros

Leé además: Para evitar la explotación, Inglaterra prohibió la venta de mascotas en negocios

La ordenanza a su vez está empujada por organizaciones protectoras de animales y vecinos que han creado una petición en Change.org llamada: “Que prohíban el “trabajo” de los perros San Bernardo”.

Muchos fotógrafos se oponen a esta prohibición argumentando que viven hace décadas de esta trabajo y que mantienen a sus animales con especiales cuidados. Manifiestan que la mayoría no trabajan más de 4 horas en la parada. Pero es sabido que algunos se extienden todo lo que el perro aguante llegando a ocho horas en temporada alta de invierno y verano.

Los dueños de los perros también manifiestan que mantener un San Bernardo es muy costoso, porque es una raza grande y comen mucho alimento por día tanto balanceado como carne, arroz y otros complementos y en la actualidad no llegan a sacar suficientes fotos ya que la gente lo hace directamente con su celular.

plan de vacunacion a cachorros

Leé además: Los antivacunas llegan a las mascotas: avanza la moda de no vacunar animales domésticos

El proyecto de ordenanza que será tratado en las próximas semanas data del año 2016, con avance muy lento y algunas modificaciones. El proyecto definitivo solicita que los fotógrafos que ya están registrados en el municipio sigan trabajando pero solamente en el Centro Cívico y con un horario acotado que será supervisado por las autoridades a través de un chip que se le colocará al perro.

Cuándo comenzó esta tradición

El Centro Cívico de Bariloche se fundó el 17 de marzo de 1940 y en 1987 fue declarado monumento histórico nacional. Pisando los años 60 apareció el primer fotógrafo acompañado de un huemul, otro trajo un mono, pero no prosperaron por oposición de los vecinos.  Luego vino uno con un venado embalsamado pero también obtuvo una reacción en contra.

Pero el primer San Bernardo que paseó por el Centro Cívico lo hizo solito cerca de los años 70, era el perro de una vecina y un fotógrafo Ernesto Martínez tuvo la idea de comenzar con esta actividad trayendo a su propio perro que compró en la provincia de Mendoza. Con el correr de los años llegaron muchos más y el que causó más indignación fue un San Bernardo que llegaba a pesar mas de 200 kilos y vivía en el auto de su dueña.

carreras de galgos

Podés leer; Argentina: creció la adopción de galgos tras la ley que prohíbe las carreras

Hoy todavía la actividad continúa, el costo de la foto ronda los $ 300 pesos, y algunos fotógrafos dejan al turista sacar otra con el celular si primero le compró a el la imagen.

Mientras se espera una respuesta favorable para preservar la salud de estos hermosos y sacrificados animales.

Seguí leyendo:

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!