Lifting judicial para ganar en Tinder: tiene 69 años y libra una batalla legal para que lo reconozcan como persona joven

Emile Ratelband es un holandés de 69 años que se siente como si tuviera 49. Por ese motivo exige que las autoridades lo declaren 20 años más jóven.

Hay muchas maneras de tratar de quitarse años de encima: cuidándose, yendo al gimnasio o pasando por el quirófano. Lo que no es tan frecuente es recurrir a estrategias tan extrañas como las que acaba de encarar Emile Ratelband, un holandés que está llevando a los tribunales de la ciudad de Arnhem una petición para cambiar su edad legal para que ponga que tiene 20 años menos.

Ratelband sostuvo frente a un juez de la ciudad holandesa de Arnhem que no se siente cómodo con su fecha de nacimiento ya que no refleja su verdadero estado emocional

viajes para personas mayores

Podés leer: Confirmado por la ciencia: los 80 años son los nuevos 70

El lifting judicial: “soy un Dios de la juventud”

Ratelband no se anda con eufemismo: “soy un Dios de la juventud”, afirma este hombre que, según su DNI, es un adulto mayor. Pero él se niega a ocupar esa franja etárea y quiere que el Estado borre el 1949 de su nacimiento y que ponga 1969.

Para empezar, su primera preocupación es que le discriminan en Tinder. “Cuando estoy en la app y digo que tengo 69 años no recibo ni una respuesta. Cuando pongo 49, con la cara que tengo, voy a estar en una posición genial”, dice.

Para reforzar su caso, dice que sus huesos han crecido aproximadamente la mitad de un nanómetro milimétrico en los últimos dos años.

Además Emile comparó su situación con las personas que se identifican como transgénero, y considera que el también debería tener el derecho de hacerlo.

Podés leer: El secreto de la longevidad: cómo envejecer con salud

El holandés afirma que su fecha de nacimiento le dificulta su vida cotidiana ya que no puede encontrar trabajo ni una pareja y es por ese motivo que quiere que se cambien los registros oficiales: en lugar de que aparezca 11 de marzo de 1949, quiere que se cambie la fecha por 11 de marzo de 1969.

Como está tan seguro de lo que quiere y parece hacerse responsable con la decisión, afirma que está dispuesto a postergar su jubilación

“Cuando tengo 69 años, estoy limitado. Si tengo 49, entonces puedo comprarme una casa, conducir un auto diferente y conseguir trabajo”, dijo Ratelband al diario The Guardian.

El juez involucrado en la causa cuestiona cómo se sentirán los padres de Ratelband cuando vean que han desaparecido 20 años de la vida de su hijo según los registros oficiales. Emile se defendió diciendo que sus padres están muertos y que trabaja como motivador y gurú del optimismo. El se considera a sí mismo como un “dios joven”.

Leé más: La ciencia explica por qué hay personas que se ven más jóvenes que otras de la misma edad

Según los médicos tiene un cuerpo de un hombre de 45 años y Ratelband cree que esto es un asunto de libre albedrío. Por su parte, el abogado Jan-Hein Kuijpers, declara que ya es hora de poder revertir la edad.

El fiscal sostuvo que probablemente en un futuro exista el derecho a cambiarse la edad pero para eso se van a requerir exámenes de salud para que el Estado pueda juzgar correctamente la “edad emocional” de una persona. La Corte debe dar a conocer su veredicto antes de que pasen cuatro semanas.

Leé más: La segunda mitad: guía básica para vivir la nueva longevidad

Seguí leyendo: