Plástico, vidrio o metal: qué tipo de botella deberías usar, según la ciencia

Tenemos muchas opciones en lo que respecta a la forma en que bebemos agua, dada la amplia gama de productos de consumo disponibles. ¿Pero qué opción es la más conveniente desde una perspectiva ambiental?

Trevor Thornton, profesor de la Facultad de Ciencias de la Vida y del Medio Ambiente de Deakin University y Simon Lockrey, Research Fellow de la Universidad RMIT explican en un artículo publicado en The Conversation que de acuerdo con la jerarquía de gestión de residuos, la mejor opción es aquella que evita el desperdicio por completo. Las opciones reciclables son menos preferibles, y las descartables, por supuesto, son la peor de todas.

Para botellas de agua, esto sugiere que mantener y reutilizar la misma botella siempre es lo mejor. Sin duda es preferible a las botellas de un solo uso, incluso si son reciclables.

Dejar de usar el agua embotellada y comenzar a usar agua de la canilla es una decisión muy conveniente, si el agua de red del lugar donde vivís es apta para beber

“Sin embargo, elegir qué botella reutilizable para beber es una pregunta mucho más compleja. Esto requiere que consideremos todo el “ciclo de vida” de la botella” sostienen los dos especialistas.

Ciclo de la vida

La evaluación del ciclo de vida es un método que tiene como objetivo identificar todos los impactos ambientales potenciales de un producto, desde la fabricación, pasando por su uso y hasta su eliminación.

Un estudio de ciclo de vida italiano de 2012 confirmó que las botellas de vidrio o plástico reutilizables suelen ser más ecológicas que las botellas de plástico PET de un solo uso. Sin embargo, también descubrió que las botellas de vidrio pesadas tienen mayores impactos ambientales que las botellas PET de un solo uso si la distancia para rellenarlas era de más de 150 km.

“Por supuesto, es poco probable que te encuentres a más de 150 km de la canilla de agua potable más cercana. Pero esto resalta la importancia de considerar cómo se usará un producto, así como de qué está hecho” explican Thornton y Lockrey.

¿Cuáles son las opciones reutilizables?

“En 2011, investigamos y comparamos los ciclos de vida de las botellas reutilizables de plástico de aluminio, acero y polipropileno” cuentan los científicos y agregan “Las opciones de acero y aluminio compartieron los impactos ambientales más altos, debido a la intensidad del material y la producción, combinado con la mayor masa de las botellas de metal, para el mismo número de usos entre las opciones. La botella de polipropileno tuvo el mejor rendimiento”.

“Las botellas de polipropileno también son posiblemente más adecuadas para nuestros estilos de vida. Son más ligeras y más flexibles que el vidrio o el metal, por lo que son más fáciles de llevar al gimnasio, la oficina o fuera de casa” indican.

“La otra cara de esto, sin embargo, es que las botellas de metal y vidrio pueden ser más robustas y durar más tiempo, por lo que sus impactos pueden diluirse con el uso prolongado, siempre y cuando no los pierda o reemplace demasiado pronto” comentan los profesores.

Las consideraciones de salud son un factor importante para muchas personas también, especialmente a la luz de nuevas investigaciones sobre la presencia de partículas plásticas en el agua potable.

“Aparte de otras consideraciones, es posible que incluso sea mejor simplemente comprar una botella de plástico PET de un solo uso y luego reutilizarla un montón de veces – indican los científicos – Son más livianos que la mayoría de las botellas reutilizables diseñadas especialmente, pero aún así duran mucho tiempo. Y cuando llegan al final de su vida útil, se reciclan más fácilmente que muchos otros tipos de plástico”.

Claro, no parecerá muy ambicioso, pero dependiendo de cuántos usos se hagan (a medida que se aproxime a la misma cantidad de usos que otras opciones), podrías estar contribuyendo un poco con el cuidado del medio ambiente.

Mantenimiento de opciones reutilizables

Según Thornton y Lockrey hay algunas cosas a tener en cuenta para garantizar que las botellas reutilizables produzcan la menor cantidad de residuos posible.

  1. Rellene desde la canilla, en lugar de usar enfriadores de agua u otras botellas de agua que pueden venir desde muchos kilómetros de distancia, que requieren empaque y distribución. Como era de esperar, el agua de la canilla tiene los impactos ambientales más bajos de todas las opciones.
  2. Limpie su botella a fondo, para mantenerla higiénica durante más tiempo y evite tener que reemplazar las botellas sucias. Si bien la limpieza aumenta el impacto ambiental, este efecto es menor en comparación con los impactos materiales de la compra de nuevas botellas, como lo hemos confirmado en el caso de las tazas de café reutilizables.

El veredicto

 

Para reducir los impactos ambientales de usar una botella de agua, ya sea una botella recargable o una botella de un solo uso que use una y otra vez, tiene más sentido desde el punto de vista del ciclo de vida, los desechos y la basura.

El mantenimiento de las reutilizables también es clave, para asegurarse de obtener tantos usos como sea posible de ella, incluso si generás impactos ambientales adicionales menores para hacerlo.

Por último, beber directamente de una canilla o fuente de agua es aún mejor, si tenés esa opción. Además del beneficio de mantenerte hidratado, reducirás tus impactos en nuestro planeta.

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!