Rígida o flexible: explorá qué tipo de madre sos

Para investigar qué tipo de madre somos al momento de acompañar a nuestros hijos en su crecimiento, ALA hizo una encuesta en el marco de su campaña “Ensuciarse hace bien”. El objetivo era evaluar si somos rígidas o flexibles. Al reflexionar un poco sobre el tema, podemos revisar algunas actitudes y criar hijos más confiados, libres y seguros.

ALA invitó a las madres a responder si favorecen la curiosidad y los descubrimientos, la imaginación y la creatividad, y de ese modo favorecen en sus hijos la determinación y la confianza en sí mismos y en sus ideas y proyectos. O si, en cambio, les ofrecen la información que ellas tienen y la imponen con rigidez.Niños

el 84% de las madres están dispuestas a tolerar que sus hijos se ensucien, desordenen o se mojen al jugar

Favorecer la curiosidad y los descubrimientos implica temas tan variados como dejarlos usar juguetes y objetos como ellos quieran sin preocuparse por el uso “correcto” o “adecuado” (hasta que lo preguntan o hasta que se desaniman); interesarse por su forma personal de explorar, jugar y hacer; saber esperar para enseñar la forma correcta de hacer o las reglas de los juegos cuando le interesen al hijo, o cuando crezcan y puedan tolerar las reglas; reconocer la trampa y el cambio de reglas o el no respetarlas como un tema de inmadurez; ofrecer materiales poco estructurados para jugar; permitir los experimentos en casa con cierto nivel de caos y suciedad; invitarlos a hacer regalos caseros (e imperfectos) para padres, tíos, abuelos, amigos en las distintas oportunidades (día del padre, cumpleaños); invitarlos a jugar con los restos de masa en la cocina, a ayudar a cocinar, o que lo hagan solos, y corten sus propias masitas y/o las decoren, sin preocuparse por la calidad o estética del resultado; contestar sus preguntas sobre cualquier tema, por embarazoso que resulte; permitirles jugar con materiales que no sean juguetes; tolerar que mientras juegan los chicos se enchastren, se ensucien, desordenen, se mojen, etc.

el 34% de las madres no ofrece nunca o casi nunca materiales para jugar que sean de “enchastre”. Y el 37% tampoco los invita a hacer regalos caseros

La flexibilidad abre la puerta de la imaginación

Se logra favorecer la creatividad y la imaginación habilitando a los chicos a dibujar y pintar lo que quieren y como quieren (aunque obviamente no siempre donde quieren); a hacer construcciones (ladrillos, bloques de madera, almohadones, piedras, palos, etc.) sin ayuda salvo que la pidan; dejándolos soñar sin preocuparnos por que sea o no realizable ese sueño; tolerando las interrupciones cuando les contamos un cuento, y /o que cambien el final, o alguna parte de la historia; inventando cuentos, ya sea el adulto, el chico o juntos!; habilitando e invitando a hacer juegos de roles (maestra, mamá, colegio, doctor, piratas, princesas, investigadores, científicos, etc.), y para los más grandes representaciones teatrales o las filmaciones; permitiéndoles vestirse y combinar la ropa como les guste y hacerse peinados, maquillarse, pintarse las uñas o la cara (salvo en ciertas ocasiones); ofreciendo alguna “zona de enchastre” en casa, etc.

Niños

Fuente: Maritchu Seitún

 

Seguir leyendo

Fantasías en la infancia y más allá: el poder de jugar con la imaginación

La crianza entre los 6 y 11 años: el nuevo libro de Maritchu Seitún

Complejo de Edipo: qué hacer en una etapa clave para la salud mental

“Hay que educar el paladar emocional de los hijos”

Los niños son más inteligentes si estudian rodeados de espacios verdes

El cerebro de los chicos necesita desconectar y jugar”

“La intervención temprana permite prevenir dificultades en el desarrollo”

Ensuciarse prepara a los chicos para el futuro

Gestos adultos que pueden apagar el deseo y el entusiasmo en los hijos

 

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!