Escobas escondidas y bombachas rosas: las curiosas tradiciones de Navidad que no conocías

Extrañas por lo polémicas o por lo terroríficas, estas costumbres navideñas son algunas de las más sorprendentes del planeta.

1 – La Bruja Befana – Italia

Befana, la viejita bruja más amada por los niños italianos, tradición única y sugestiva de la fiesta de la Epifanía, versión italiana de los Reyes Magos. Celebrada en muchas ciudades, la Befana llega siempre con su mágica escoba llevando dulces y juguetes. La Befana recuerda la tradición religiosa de Santa Lucía, que ofrecía regalos a los niños, como hacía San Nicolás antes de Papá Noel.

2 – Los zapatos del amor – República Checa

En la República Checa, es una tradición que las mujeres solteras lancen un zapato por encima de su hombro desde la puerta principal de su casa. La caída del zapato indicará como sigue el curso de los acontecimientos. Si cae con la punta en dirección a la misma puerta, la tradición indica que en el transcurso del año entrante la mujer se casará.

3 – El festival de los farolillos gigantes –  Filipinas

El festival de los farolillos gigantes (Ligligan Parul Sampernandu) se celebra todos los años el sábado previo a la Nochebuena en la ciudad de San Fernando, la “Capital de las Navidades” de Filipinas. Personas de todo el país de y del mundo entero acuden a ver el festival. Once barangays (pueblos) participan en él. Existe una gran rivalidad por ver quién construye el mejor farolito de Navidad.

4 – Krampus, el Papa Noel “malo” – Baviera

Cuernos retorcidos de cabra, cuerpo peludo, colmillos puntiagudos, rostro terrible, ojos sangrientos, cadenas herrumbrosas y cencerros para asustar a los curiosos: así es Krampus.

Nadie sabe ni cuándo ni cómo se originó esta criatura. Algunos creen que se trata de un demonio precristiano y otros que deriva del “dios de los cuernos” pagano. Sea cual sea su origen, Krampus paso de deidad a transformarse en este maligno y aterrador monstruo. Cuenta la leyenda, que Krampus trabaja con San Nicolás en la época navideña. El primero castiga a los niños malos mientras que Papá Noel premia a los niños buenos con regalos.

5 – Australia, de Navidad en pleno verano

Las navidades australianas cuentan con todo el glamour de las celebradas en París, Londres o Nueva York; pero mientras en estas ciudades el frío y la nieve forman parte del decorado navideño, en Australia luce el sol veraniego acompañado de temperaturas que oscilan entre los 25 y los 38 grados centígrados. En los días que preceden al 25 de diciembre, muchas familias aprovechan para, equipados con mantas y velas, acudir al concierto Carols by Candlelight (Villancicos a la luz de la vela), un acontecimiento multitudinario que se celebra en parques y estadios deportivos de toda Australia.

La celebración se completa con picnics en parques, jardines y playas. El menú se compone de marisco, jamón dulce, ensaladas, carne fría y budín.

6 – La cabra de Gävle –  Suecia

Desde 1966, la cabra Yule de 13 metros de alto se ha construido en el centro de la plaza del castillo de Gävle para el Adviento. Pero esta tradición navideña sueca ha generado sin querer otra costumbre: intentar prenderle fuego a la cabra. En sus 48 años de historia, han conseguido quemar la cabra en 26 ocasiones, la más reciente fue en 2013.

7 – Bombachas rosas

Hay un mandamiento, nunca escrito pero aceptado por todos, que dice: “Regalarás una bombacha rosa a todas las mujeres con las que compartas la Navidad”. Y para explicarlo, hay diversas teorías. Para algunos, se vincula al Cristianismo y a la costumbre de prender una vela rosa el tercer domingo de Adviento, para representar la alegría que representaba el nacimiento de Jesús.

¿Cuándo se regala y cuándo hay que estrenarla? Como en muchos aspectos de la vida, acá existen dos posibilidades. Se puede estrenar el 25, dándole un sentido de fertilidad, o durante la noche del 31, para empezar un año pleno de amor y prosperidad.

8 – Los jóvenes Yule, Islandia

Los jóvenes Yule (jólasveinar en islandés) visitan a los niños de todo el país durante las 13 noches previas al día de Navidad. En cada una de esas noches, los niños dejan sus mejores zapatos al lado de la ventana y los jóvenes Yule les traen regalos a aquellos niños que se han portado bien, y patatas podridas, a los que se han portado mal.

Vestidos con trajes tradicionales islandeses, los Yule son muy traviesos y sus nombres nos dan una pista del lío que pueden causar: Stekkjastaur (el acosador de ovejas), Giljagaur (el vigilante desde las zanjas), Stúfur (el chaparro), Þvörusleikir (el chupacucharas), Pottaskefill (el rascaollas), Askasleikir (el chupaplatos), Hurðaskellir (el portazos), Skyrgámur (el devorayogures), Bjúgnakrækir (el robasalchichas), Gluggagægir (el vigilante desde las ventanas), Gáttaþefur (el husmeador de puertas), Ketkrókur (el gancho robacarnes) y Kertasníkir (el robavelas).

9– El mar presente – Brasil

En la Navidad brasileña, el mar juega un relevante papel. En Nochevieja, el cielo de las playas cariocas de Ipanema y Copacabana se ilumina con los fuegos artificiales. En la legendaria Copacabana, las filhas do santo (sacerdotisas africanas) encienden velas y lanzan al mar pequeños barcos llenos de flores y regalos. Si la marea se los lleva, es un buen presagio, ya que significa que Yemanjá, Diosa de los Mares, bendice el nuevo año. Esta misma deidad derrama sus bendiciones sobre los habitantes de la ciudad de Salvador de Bahía, que vestidos de blanco o del color del santo del candombé que reine durante el año entrante, bañan en el mar sus pies desnudos.

10 – Escondiendo escobas – Noruega

La tradición indica que esta es la fecha en que brujas y malos espíritus salen de recorrida buscando las escobas que necesitan para sus brujerías. Por eso es que hay que esconderlas bien, tanto para que no las roben como para evitar que ellos ingresen a la casa.

11 – Zwarte Piet, el ayudante negro de Papá Noel – Holanda

En Holanda, los niños le piden regalos a Sinterklaas, pero quien carga la bolsa de obsequios y baja por la chimenea es Pedro, un muchacho bajito, con la cara pintada de negro, los labios gruesos y rojos, una peluca de rizos y haciendo de fiel paje. Se trata de uno de los personajes más controvertidos de la Navidad por el caracter racista que adquiere.

12 – Limpiar la casa – Japón

Japón. Cuando llega diciembre, los habitantes del país nipón se apresuran a saldar cuentas, a limpiar sus casas y enseres, e, incluso, a renovar el vestuario, como símbolo de la entrada del nuevo año.

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!