Caracoles a la bordalesa: una receta para audaces

No se conoce exactamente el origen de esta exótica receta que el chef argentino Lucas Boldrini comparte con nosotros.
caracoles a la bordalesa

Nuestro chef amigo Lucas Boldrini nos regala una receta de origen desconocido, pero que él conoce muy bien como hacerla ya que su abuela italiana la cocinaba con mucha frecuencia.

Antiguamente era una receta muy laboriosa, hoy es más sencillo porque los caracoles se pueden comprar limpios y purgados, listos para cocinar.

Caracoles a la bordalesa

Lucas que es argentino pero vive en Andalucía, nos cuenta que allí los consigue fácilmente por eso replica la rica receta de su querida abuela.

receta con caracoles

Podés leer: Recorriendo calles españolas en las que se come muy bien

Ingredientes

  • Caracoles de tierra 1 kilo y 500 gramos.
  • Jamón crudo cortado en tiritas 150 gramos.
  • Setas u hongos secos hidratados 1 taza.
  • Tomate triturado 850 gramos.
  • Cebollas grandes 2
  • Ajo 5 dientes.
  • Extracto de tomate 1 cucharada sopera.
  • Aceite de Oliva Extra Virgen 1 taza y 1/2.
  • Ají molido 1 cucharada.
  • Laurel 2 hojas.
  • Harina 1 cucharada sopera.
  • Vino Tinto 1 litro.
  • Sal y pimienta a gusto.

Preparación

Si no conseguimos los caracoles limpios y purgados, Lucas nos cuenta cómo hacerlos para que estén aptos para cocinarlos.

ñoquis

Leé también: Recetas de ñoquis caseros: opciones para golosos y bajas calorías

Para limpiar y purgar los caracoles los colocamos en algún lugar bien aireado y tapados con una malla para que no puedan escaparse, los espolvoreamos con harina y los dejamos así dos o tres días. Pasado este tiempo los enjuagamos bien con agua tibia dos o tres veces.

Cuando los caparazones estén bien limpios, colocamos los caracoles en una olla grande con agua tibia y un puñado de sal. Esto lo repetimos 2 o 3 veces, así logramos que los caracoles suelten toda la baba, porque es muy amarga y arruina la preparación.

Para cocinarlos los colocamos en una olla grande con abundante agua fría. Llevamos a fuego muy suave para que salgan del caparazón. Una vez que estén fuera llevamos a fuego fuerte para que mueran sin que vuelvan a meterse dentro del caparazón. Dejamos hervir unos 20 minutos espumando varias veces. Una vez cocidos los colamos y reservamos.

Si podemos conseguir los caracoles limpios y muertos nos evitaremos todos los pasos anteriores.

tapas españa

También podés leer: Tapear en Madrid: beber barato para comer gratis

Preparación de la salsa

Ponemos en una olla grande el aceite de oliva y llevamos al fuego. Añadimos los dientes de ajo y las cebollas bien picadas. Cuando estén dorados agregamos las setas picadas, (si usamos hongos secos, previamente los podemos hidratar en vino blanco, luego los escurrimos bien y los picamos), el ají molido, el jamón, el tomate triturado, las hojas de laurel, la cucharada de extracto de tomate y medio litro de vino. Llevamos a punto de hervor removiendo de vez en cuando.

Disolvemos la cucharada de harina en medio vaso de vino y reservamos. Añadimos el resto de vino a la olla. Cuando vuelva a romper el hervor añadimos la harina disuelta en el medio vaso de vino. Removemos constantemente hasta que espese para evitar que se pegue al fondo de la olla.

Colocamos los caracoles en la olla, tapamos y dejamos reducir un poco la salsa.

locro

Podés leer: Cómo se prepara el locro: receta de un clásico

Lucas nos aconseja comer ésta preparación uno o dos días después de preparada. Para acompañarla con una buena botella de vino tinto y una rodaja de pan de campo tostada te acercaran mucho al cielo.

Seguí leyendo:

  • Buena Vibra
  • Movida Sana
  • Por el Mundo

¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!
¡Hacete fan de
Buena Vibra!

Ayudanos a compartir notas que
hacen bien

¡Hacete fan!