Cómo hacer masa de empanadas para horno en casa

Hacer las tapas de empanadas caseras es sencillo y económico y puede ser una excelente alternativa para hacer recetas y viandas saludables. Cómo hacer la masa paso a paso.
cómo hacer masa empanadas de horno

Además de fáciles de hacer y deliciosas en sus múltiples versiones, las empandas con mucho más que una comida típica argentina. Con rellenos de los más variados, fritas o saludables, son geniales para freezar y tener a mano. Te contamos cómo hacer masa de empanadas para horno y tener en casa tapas caseras para disfrutar en familia.

Cómo hacer masa de empanadas de horno

Son un clásico que vale la pena aprender porque te sacan de cualquier apuro y siempre te dejan bien parado. Las empanadas caseras no sólo son más sanas y sabrosas sino que te permiten experimentar versiones propias, ahorrando calorías y sumando ingredientes más saludables.

Compartimos un par de recetas para hacer una masa de empanadas para horno ideal compartir con amigos o en familia.

Podés leer: Cómo hacer empanadas tucumanas: un clásico del norte argentino

Masa de empanadas para horno: la receta paso a paso

Perdele el miedo. Hacer masa casera para empanadas es fácil y económico. Son pocos ingredientes y el paso a paso es sencillo. Podés aprovechar y hacer de más y congelar lo que sobra: son una opción de vianda excelente, que te saca de cualquier apuro.

Masa para empanadas fáciles: qué necesitás

Lo mejor de esta receta es que los ingredientes con fáciles de conseguir y muy económicos.

Los ingredientes

  • 3 tazas de harina de trigo.
  • ¼ a ½ cucharadita de sal.
  • 150 gramos de manteca.
  • 1 huevo.
  • ¼ a ½ taza de agua o leche según veas la cantidad necesaria.

Preparación de la masa casera

Los pasos para lograr una rica masa casera y hacer las mejores tapas de empanadas son sencillos:

  1. Mezclá la harina y la sal en una procesadora o máquina de amasar.
  2. Agregá la manteca, el huevo y el agua o leche (poco a poco) y dejá que la máquina mezcle hasta que se formen bolitas pequeñas de masa suave.
  3. Sacá la masa de la procesadora y formá un bollo con la masa.
  4. Si no tenés procesadora o máquina de amasar, seguí las mismas instrucciones para mezclar todo junto usando las manos por unos minutos más.
  5. Separá la masa en dos bollos grandes y aplastalos en forma de disco.
  6. La podés usar en el momento o podés guardarla en la heladera durante 1 a 2 días.
  7. Luego estirá la masa con un palote hasta obtener una capa bien fina y cortá redondeles para las empanadas del tamaño que quieras (podés usar cortantes redondos, una taza o algo más grande, según el tamaño que quieras).
  8. Otra opción es formar varias bolitas con las manos y estirar con el palote cada bolita una por una, girándola en cada amasada hasta que queden bien redondas.

Los discos o tapas caseras de empanadas también se pueden congelar en el freezer por 3 meses para usarlos en otra ocasión.

Podés leer: Las empanadas latinoamericanas triunfan en Estados Unidos

Armado de las empanadas y cocción

  • Llená las empanadas con el relleno que quieras.
  • Para que queden bien selladas, te recomendamos usar la clara de huevo en los bordes y luego hacer el repulgue.
  • También te aconsejamos dejarlas en la heladera por lo menos 30 minutos antes de hornearlas para que no se abran cuando se están cocinando, sobre todo si el relleno tiene algún tipo de queso.
  • Otro truco que suma sabor y les da un color brillante: pintalas con yema de huevo antes de hornearlas.
  • Para hornear las empanadas precalentá el horno y el tiempo puede rondar de 20 a 40 minutos, según el tamaño de las empanadas, el grosor de la masa y el tipo de horno.

Podés leer:  Recetas de Empanada gallega y Pascualina

Masa de empanadas para freír

Si preferís hacer masa para empanadas fritas -o que puedan usarse tanto para horno como para freír-, tenés que hacer algunos pequeños cambios en los ingredientes y en el paso a paso.

Ingredientes

  • Harina de trigo común 500 gramos.
  • Manteca o grasa vacuna 50 gramos.
  • Azúcar 1/2 cucharada sopera.
  • Sal 1/2 cucharada sopera.
  • Agua 250 ml.

Preparación de la masa de empanadas

  1. Poné a derretir la manteca, vigilando que no se queme.
  2. Poné a entibiar el agua.
  3. En un bowl mezclá la harina con la sal y el azúcar.
  4. Hacé una corona en el centro y volcá la manteca derretida con el agua tibia, uní todo muy bien y amasá con paciencia por 8 a 10 minutos con las manos, o 5 minutos en máquina de amasar.
  5. Una vez formada la masa, tapala con un repasador limpio y dejala reposar por media hora.
  6. Luego estirala con el palo de amasar y recortá los discos para hacer las tapas.

cómo hacer chipa

Podés leer: Cómo hacer chipá casero: la mejor receta del pan de queso

Podés modificar y personalizar con facilidad la masa casera. Un buen ejemplo es agregar especias a gusto (como canela molida, pimienta dulce, clavo de olor, semillas, etc.). También puede ser muy saludable usar harina integral.

También se puede jugar con la forma utilizando moldes de diferentes formas, como corazones, óvalos, etc., y decorar la masa con yema de huevo antes de hornear. Hay sellos con letras, dibujos y otros diseños que pueden dar un toque diverido y original.

Con una buena batería de cocina podés volcarte a lo casero sin riesgo de pasarte el día amasando.

Cómo preparar la masa para empanadas dulces

Para preparar masa dulce, lo que debés hacer es agregarle azúcar a la masa. Cuidado con los accesos: lo ideal es que sea un cuarto o media taza. Si te excedés, no sólo quedará demasiado dulce sino que la masa se volverá más frágil y difícil de extender.

La mejor recomendación es rociar un poco de azúcar sobre las empanadas al hornearlas. Su combinación con el huevo dará un toque agridulce para chuparse los dedos.

recetas con masa de hojaldre

Podés leer: Recetas con masa de hojaldre dulces y saladas

Electrodomésticos para hacer empanadas

Para simplificar aún más el proceso de elaboración, podés sumar a tu cocina algunos buenos aliados, como una amasadora eléctrica o una máquina para estirar masas, como las que se usan para hacer pastas caseras. Son ideales para que la masa quede bien finita y la empanada quede más liviana.

El mercado ofrece gran variedad de marcas, precios y tamaños para que elijas los electrodomésticos y/o utensilios que te resulten mejor.

Lo mismo ocurre con la máquina para hacer empanadas, que consiste en dos semicírculos abiertos al medio con un sistema de bisagra. Allí, en la máquina abierta, se coloca el disco de masa estirada y luego la rellenás con los ingredientes que te agraden. Luego cerrás la máquina en forma de media luna y el aparato sella los bordes para que no se escape ningún relleno.

Podés encontrar buenos aliados para hacer la masa de manera sencillo. Hay moldes de distintos materiales, máquinas repulgadoras y otros utensilios súper prácticos.

Se puede jugar con la forma utilizando moldes de diferentes formas, como corazones, óvalos, etc., y decorar la masa con yema de huevo antes de hornear.

Para distinguir los rellenos, hay sellos con letras, dibujos y otros diseños que pueden dar un toque diverido y original.

Con una buena batería de cocina podés volcarte a lo casero sin riesgo de pasarte el día amasando.

Te puede interesar: